El Telégrafo
El Telégrafo
Ecuador/Sáb.19/Jun/2021

Mundo

Tendencias
Historias relacionadas

Destinos

Ciudad Alfaro es el sitio más visitado de Manabí

La imponente infraestructura del complejo cívico cultural se levanta sobre un espacio de 5,4 hectáreas, al pie del cerro de Montecristi.
28 de mayo de 2018 00:00

Al pie del cerro de Montecristi, elevación que cobija a la tierra natal del “Viejo Luchador”, el general Eloy Alfaro Delgado, se encuentra el complejo cívico cultural en honor al único presidente manabita que ha tenido el país.

El lugar, que fue concebido en primera instancia para la redacción de la nueva Constituyente (2008), se complementa con el museo-mausoleo donde están depositadas las cenizas del “Viejo Luchador”.

Desde 2009, Ciudad Alfaro es –después del museo de Carondelet, en Quito– el segundo sitio más visitado a nivel nacional y el primero en Manabí. Mariano Ayui, de nacionalidad shuar, estudiante de séptimo semestre de la carrera de Turismo, de la Universidad Estatal Amazónica, llegó el 23 de mayo junto a 81 compañeros.

Para Mariano, era la primera vez que visitaba una provincia de la costa ecuatoriana. Conoce la selva como la palma de su mano, pero quería arribar a Manabí para saber más sobre la historia de Eloy Alfaro. Solo había leído en libros y escuchado a sus maestros sobre el general de mil batallas.

El viento sopla con fuerza en esta época del año en Ciudad Alfaro. Son dos corrientes que confluyen en la parte alta de macizo y ponen el toque de frescura en el ambiente. Los ojos del joven shuar se mueven hacia todos lados. Le gusta el lugar, su mirada recorre con avidez los murales exteriores del museo-mausoleo y todo lo que hay a su alrededor; solo se detiene cuando llega frente a la locomotora y un vagón del ferrocarril que yacen en la explanada del complejo.

Es un honor conocer en vivo al primer medio de transporte masivo que unió la Sierra y Costa de nuestro país, sin duda, Ciudad Alfaro agrupa buena parte de la historia del país, reflexiona Mariano. La menuda Amarilis Rojas, compañera del estudiante shuar, quedó impresionada con el lugar. Le gustó la forma de un cóndor que tiene el complejo visto desde la parte alta del cerro.

Ciudad Alfaro está asentada sobre un área de 5,4 hectáreas. Ahí se conjugan la historia del “Viejo Luchador” y la naturaleza, ya que se pueden realizar paseos hacia el cerro. Además, existe el Paseo Lúdico construido en las faldas del cerro. Es toda una ruta llena de historia, naturaleza y salud, pues quienes se animan a hacer el recorrido aprovechan los 4 kilómetros de los senderos para ejercitarse. Además, está el Paseo de las Artesanías, donde los visitantes pueden adquirir souvenirs de la localidad, señala Freddy López, uno de los guías de Ciudad Alfaro.

Estos atractivos han posesionado al lugar como uno de los sitios más turísticos de Manabí. El pico más alto se registra entre junio  y agosto, cuando están de vacaciones en la Sierra. Sin embargo, los manabitas se han empoderado del lugar y son los que más lo visitan a lo largo del todo el año, añade López.

Cuando abrió sus puertas el Centro Cívico Ciudad Alfaro en 2009, arribaron 155.000 turistas. Entre 2010 y 2013 se mantuvo en una media de entre 153.000 y 172.230. En 2014 se presenta el pico más alto, con 193.260 visitas, siendo agosto de ese año el mes con mayores arribos, 32.056.

Mientras en 2015 se mantuvo la tendencia con 185.634, para 2016, a causa del terremoto, las visitas se redujeron a 125.468 personas. Para 2017 se recupera a 135.743 y en lo que  va de 2018,  hasta abril han llegado 42.680 turistas.

Pero, ¿por qué atrae este lugar a los visitantes? Xavier Villafuerte, guía que trabaja bajo la modalidad freelance, cuenta que la gente quiere conocer detalles del sitio donde se redactó la nueva Constituyente. A ello se suma la historia que gira en torno a Eloy Alfaro, ya que en el lugar existe un sitio donde están los bienes emblemáticos del general, como la espada y algunos trajes que usó.

En la zona del Paseo de las Artesanías se puede apreciar más sobre la historia de Montecristi y Manabí. Este sector es autoguiable y los turistas se ponen en contacto con los artesanos. Uno de ellos es Luis López. Para este vendedor, los turistas de cruceros son los que más gastan. Hay casos en los que han llevado sombreros de paja toquilla finos por un monto de hasta $ 1.500.

En cambio, respecto a los turistas nacionales, adquirir un sombrero de alta gama es la excepción y no la regla, ellos prefieren pequeños recuerdos, como llaveros, bolsos, camisetas, entre otros. (I)

El museo mausoleo donde se encuentran las cenizas de Eloy Alfaro forma parte del recorrido que realizan los visitantes en el Centro Cívico Ciudad Alfaro.

Foto: Rodolfo Párraga / SD
Lectura estimada:
Contiene: palabras

Contenido externo patrocinado