Ministerio coordinará el libre tránsito de los afectados por terremoto en Manabí y Esmeraldas

- 16 de junio de 2016 - 15:03
El terremoto del 16 de abril dejó 668 fallecidos y más de 30 mil personas sin hogar, de las cuales 28.775 se encuentran en albergues oficiales.

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, extendió por 30 días más el estado de excepción en 6 provincias del país, a consecuencia de los efectos del devastador terremoto del pasado 16 de abril y sus réplicas.

Manabí, Santa Elena, Santo Domingo de los Tsáchilas, Los Ríos, Guayas y Esmeraldas permanecerán en estado de excepción hasta el próximo 16 de julio, mediante el decreto ejecutivo 1101, firmado este jueves por el mandatario.

Las causas citadas son los efectos adversos del desastre natural del 16 de abril de 2016 y sus réplicas, que ya ascienden a 1.903, de acuerdo con el más reciente reporte del Instituto Geofísico.

De esa cantidad, las dos más fuertes se registraron el 18 de mayo anterior, la primera de 6,8 grados a las 02:57 y la segunda ese mismo día a las 11:49, con 6,9 de magnitud.

Ambas tuvieron lugar en la misma zona sur de la provincia de Esmeraldas y ocasionaron una muerte y heridas a más de 80 personas.

El terremoto del 16 de abril dejó 668 fallecidos y más de 30 mil personas sin hogar, de las cuales 28.775 se encuentran en albergues oficiales, ante la pérdida de casi 7 mil viviendas.

La disposición de estado de excepción incluye un artículo que suspende el ejercicio del derecho a la inviolabilidad de domicilio y de libre tránsito de los afectados en las provincias de Manabí y Esmeraldas, pues algunos pretenden regresar a sus hogares situados en inmuebles que constituyen un riesgo para su integridad física.

El Ministerio Coordinador de Seguridad determinará la forma de aplicar esta medida. 

La suspensión de este derecho será notificado a las Naciones Unidas y a la Organización de Estados Americanos (OEA), según indica el decreto. 

También dispone las requisiciones a las que haya lugar para solventar la emergencia producida. Estas se harán en casos de extrema necesidad y en estricto cumplimiento del ordenamiento jurídico aplicable para esta situación.

Según cálculos oficiales, las pérdidas materiales costarán al país más de 3.300 millones de dólares.

El presidente Correa recorre en estos momentos algunas de las áreas más impactadas de Manabí con el propósito de impulsar la recuperación. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: