El nuevo primer ministro Propone incrementar los impuestos a los ricos

El joven premier que revitalizó a los liberales

- 29 de octubre de 2015 - 00:00
Justin Trudeau, de 43 años, ganó con el 40% las elecciones del 19 de octubre en Canadá. Foto: vozpopuli

El nuevo primer ministro Propone incrementar los impuestos a los ricos

El mundo entero habla del flamante primer ministro de Canadá. Y no solo porque logró romper con una década del gobierno conservador de Stephen Harper, ser la promesa de un cambio y volver a enaltecer el Partido Liberal.

Sino porque, además, Justin Trudeau resultó ser un personaje atractivo y alejado de los cánones de la política tradicional. No parece dar con el perfil común de los dirigentes políticos. Tiene un cuerpo atlético, un tatuaje de un cuervo  Haida en el brazo izquierdo, es extrovertido, tiene sentido del humor y espontaneidad.  

Justin es hijo del histórico primer ministro Pierre Trudeau, quien fue considerado uno de los fundadores de la Canadá moderna, y de Margaret Sinclair, un fenómeno popular en las décadas del 70 y 80, que tuvo romances con grandes músicos y actores.

Tiene 43 años, es licenciado en literatura y educación, y está casado con la expresentadora de televisión Sophie Grégoire, con quien tiene 3 hijos: Xavier, Ella-Grace y Hadrien. En la escuela se caracterizaba por ser ávido defensor del federalismo que impulsó su padre, quien pregonaba la idea de una sociedad bilingüe y equitativa, todo lo contrario al separatismo de Quebec.

Además, Justin parece defenderse en el arte del boxeo. Y cada tanto se anima a subirse al ring, como en 2012, cuando peleó y ganó para recolectar fondos contra el senador conservador Patrick Brazeau.

Margaret Sinclair, su madre, una hippie popular entre finales de la década del 70 y principios del 80, tuvo romances con políticos, estrellas de Hollywood y grandes músicos. Tras separarse de Pierre, reconoció que tuvo aventuras con los actores Jack Nicholson y Ryan O’Neal, con el senador Ted Kennedy,  con Ron Wood y Mick Jagger.  

Su padre también tuvo un romance público cuando estaba casado con Margaret Sinclair: salió con Barbra Streisand, en 1969. En 1984, la vida de Pierre sufrió grandes cambios: no solo dejó de ser el jefe de Gobierno canadiense, sino que además se separó de su mujer.

La familia Trudeau frecuentemente es comparada con la dinastía estadounidense Kennedy.  

El joven político ganó las parlamentarias del 19 de octubre en Canadá con el 40% de los votos, además su partido obtuvo 184 escaños en el Parlamento, lo que le da una cómoda mayoría absoluta para gobernar.  

Trudeau parece más joven de lo que es en realidad, aunque solo es 3 años menor que el saliente primer ministro, Stephen Harper. Sus rivales vieron esto como una carga durante la campaña, mientras Trudeau trataba de convencer a los votantes de que era un hombre con experiencia y lo suficientemente astuto como para gobernar el país. “Sabe cómo llegar al salón. Le gusta la gente y a la gente le gusta él”, dijo el exparlamentario liberal Bob Rae.

Trudeau pasó varios años de su juventud intentando encontrar una dirección para su vida. Trabajó  como instructor de snowboard, camarero, portero, orador y defensor de numerosas causas. Finalmente, se lanzó a la política en 2007 y un año más tarde fue elegido para la Cámara de los Comunes y reelegido en 2011.

Los liberales lo convirtieron en su líder con la esperanza de que su juventud y apellido revitalizaran el partido a tiempo para retar a los conservadores en 2015. En dos años  Trudeau obtuvo $ 28,45 millones para el partido y atrajo a 57.000 voluntarios para su campaña.

Aunque también despertó polémica cuando admitió que fumó marihuana en una cena con amigos tras ser elegido parlamentario. Como jefe de gobierno su prioridad es subir los impuestos a los más ricos y bajarlos a la clase media. Trudeau también prometió retirar a Canadá de la misión aérea contra el Estado Islámico.

Por eso y por plantear un alza en los impuestos que pagan los ricos es visto como un liberal de izquierda. Una de sus primeras acciones fue hablar por teléfono con el presidente ecuatoriano, Rafael Correa. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: