Congreso paraguayo declara tres días de luto y despide al ex candidato presidencial Lino Oviedo

07 de febrero de 2013 00:00

Las dos cámaras del Congreso paraguayo despidieron ayer al candidato presidencial Lino Oviedo, en una ceremonia en la que declararon tres días de luto y destacaron su lucha por la democracia en Paraguay.

El féretro con los restos mortales del líder del partido Unace, el tercero de la escena política paraguaya, llegó al Congreso seguido por una larga comitiva de amigos y correligionarios que lo acompañó desde la iglesia donde, ayer, se celebró un misa en su memoria.

La familia, el presidente paraguayo, Federico Franco, y miembros de su Gobierno, representantes del Ejército y de Unace asistieron a la misa en la pequeña parroquia del Comando del Ejército en Asunción.

En el Congreso, representantes de los dos partidos tradicionales del país, el Liberal y el Colorado, tuvieron palabras de elogio hacia Lino Oviedo, quien fue protagonista en la caída en 1989 de Alfredo Stroessner, al que detuvo y entregó al jefe del golpe contra el dictador, su consuegro Andrés Rodríguez.

Contenido externo patrocinado