Todos ABC, un programa que cubre el anhelo de aprender

- 03 de septiembre de 2018 - 00:00

La campaña lleva el nombre de monseñor Leonidas Proaño (1910-1988), considerado el sacerdote que más apoyó a los indígenas cuando fue arzobispo de Riobamba, en la provincia de Chimborazo. Todos ABC (Alfabetización, Educación Básica y Bachillerato) es el programa más ambicioso en materia de educación y alfabetización que ya graduó a 63.842 estudiantes. Jóvenes, adultos mayores, hombres, mujeres, nadie fue excluido, a nadie se le negó el derecho a ser alfabetizado en un programa que contó con 171.000 inscritos que, llenos de ilusiones, cumplieron el anhelo de poder leer, de escribir su nombre y de comunicarse a través de la palabra escrita o terminar sus estudios. A la ceremonia de graduación, la semana anterior, asistió el Presidente de la República y las autoridades de educación del Gobierno Nacional.

El programa demanda una inversión de $ 50 millones y, por su costo-beneficio es uno de los más eficientes dentro de las políticas públicas del Gobierno Nacional, comentó Fander Falconí, ministro de Educación. Se calcula que en todo el país existen alrededor de 5,4 millones de personas con el bachillerato inconcluso y este programa también facilita el ingreso de personas que por diversos razones abandonaron sus estudios. “Hecho a la ecuatoriana para los ecuatorianos”, resumió el ministro, quien destacó que se rompió la limitante de la edad y que cuenta con contenidos propios.

Entre los graduados estaba Baltazar Ushca, conocido también como “el último hielero del Chimborazo” porque siguió la tradición de su familia que, desde hace más de un siglo, subía hasta los glaciares de la montaña para extraer bloques de hielo que luego comercializaba en Riobamba, incluso en Guayaquil, antes de que llegaran las primeras refrigeradoras. “Ya puedo entender mi nombre y leer, esa era una de mis metas, siempre fue mi anhelo y antes no lo podía realizar”, manifestó en tono emocionado Ushca. El programa Todos ABC incluye bachillerato acelerado y, aparte de los 171.000 inscritos en el país, hay 3.200 ecuatorianos que estudian desde el extranjero. (O)