Contratos para la explotación petrolera en favor de los pueblos

14 de agosto de 2012 - 00:00

Un reciente análisis de Joseph Stiglitz, premio nobel de Economía (2001), confirma que Ecuador ha adoptado decisiones acertadas en los últimos cinco años.  

A propósito del reciente descubrimiento de recursos naturales en países africanos, Stiglitz plantea que los países que poseen reservas petroleras o mineras deben renegociar los contratos de explotación de estas riquezas no renovables en favor de sus pueblos.

Para él, los contratos deben garantizar que si los precios suben, como ha ocurrido en los últimos años, la ganancia extra no vaya solo a la empresa que explota los recursos sino mayoritariamente a los pueblos que tienen soberanía sobre ellos.

El Gobierno ecuatoriano dejando de lado los intereses de las compañías pasó de una modalidad de concesión al de participación en la explotación petrolera.

Antes, de cada 100 barriles de petróleo extraído, 85 eran para las petroleras, pero gracias a la renegociación de los contratos, a diciembre de 2011, Ecuador había ganado $1 288 millones adicionales.

Este dinero se quedó en el país para construir hospitales, carreteras, escuelas y grandes hidroeléctricas.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP