Mujeres piden un alto al acoso y los femicidios

- 26 de noviembre de 2019 - 00:00
Foto: María Fernanda Arreaga / et

En el día de la lucha contra la violencia de género se realizaron marchas, plantones y un mural de pétalos.

Andrea Crespo y Aura Castillo sujetan el largo cartel que lleva como leyenda “En la UG el acoso no está sancionado sino protegido”.  Ellas recorrieron la avenida 9 de Octubre, de Guayaquil, para protestar contra la violencia que sufren a diario las mujeres en las aulas.

En otra pancarta se cuestionaba lo mismo. “Los profesores me acosan y no los separan de la institución”.

Susana, de 19 años, recordó que uno de los docentes le propuso un encuentro sexual a cambio de pasarla de año. Sin embargo, lamentó que a pesar de las quejas que ha realizado no la han  tomado en serio. “Hoy es un día para que exponer los constantes acosos y abusos que sufrimos en las distintas áreas de nuestra vida”.

Algunas jóvenes por primera vez se unían a la marcha 25N en la que participaron diferentes organizaciones defensoras de los derechos del grupo.

En la actividad, que empezó en la Plaza Rodolfo Baquerizo Moreno, también hubo mujeres en sillas de ruedas que recorrieron la avenida hasta la Plaza San Francisco. A Francisca Ramos, de 45 años, no le importó la distancia ni el cansancio. “Queremos que nos escuchen y que sobre todo entiendan que no debemos callar”, dijo.

En Guayaquil y otras ciudades del país se realizaron diferentes actividades para conmemorar el Día Internacional de la Lucha contra la Violencia de Género.

En la Plaza San Francisco, de Guayaquil,  se realizó un plantón organizado por el Cepam. Allí se colocaron sobre el piso carteles, pancartas y camisetas blancas con las huellas de manos de color rojo alusivos a los crímenes cometidos contra la mujer. 

Asimismo, sobre varios caballetes se expusieron distintas situaciones para detectar que una mujer sufre maltrato: amenaza con golpearte, con encerrarte, con dejarte, te pone apodos, o te llama de manera que te desagrada, ha destruido tu ropa, regalos, no te permite decidir sobre formas de prevenir el embarazo, controla tus actividades y horarios...

Con  fuertes cánticos y al ritmo de tambores ellas repetían "Alerta, alerta que camina, la lucha feminista por América Latina. Tiemblen los machistas que ahora Guayaquil será toda feminista".

El movimiento en la plaza llamó la atención de Maribel López, quien junto a junto a su hija Dayana, de 14 años, se detuvo por unos instantes en la plaza. Ella  recordó que sufrió maltrato psicológico. "Por todo lo que viví hoy les aconsejo a mis hijas que no dejen que ningún hombre les grite y que no se dejen manipular por nada".

Otras féminas exigían un mejor sistema judicial para que los asesinatos no queden en la impunidad.

Previamente al plantón, algunos postes de luz fueron revestidos con lazos de color lila que llevaban el nombre de víctimas de femicidios.

Desde el 2014 hasta la fecha se registran 720 femicidios.  Solo en 2019 hay 95 casos. Las cifras las reveló la abogada Zobeida Aragundi, quien participó en el plantón. Ella manifestó que no se estaba celebrando nada, sino recordando la lucha contra la violencia.

Otras recordaron la fecha con un mural de pétalos.  Gina Galeano, del programa Amiga Ya no estás sola, explicó que el mural busca que las personas reflexionen. "Queremos  hacer conciencia. A las mujeres no se las toca. Hay que marchitar la violencia, el silencio y los miedos que hay".

El programa Amiga ya no estás sola ha recibido más de 2.000 llamadas de mujeres que denuncian agresiones. 

Rosa Lozano durante 30 años sufrió gritos y golpes por parte de su esposo. Pero una mañana decidió no callar más y denunciarlo. "Lo metí a la cárcel. Tuve que cambiarme a un retén cerca para que dejara de maltratarme. Hoy ya no se niega a que salga y no se atreve a tratarme mal". (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP