$ 15 millones serán destinados para el tratamiento con antirretrovirales

- 01 de diciembre de 2017 - 14:59
→La vicepresidenta de la República, María Alejandra Vicuña; la primera dama, Rocío González; y la titular del MSP, Verónica Espinosa participaron en el evento en el Parque Samanes (Guayaquil).
Foto: Andes

Fátima Alvarado está en el quinto mes de embarazo. En sus controles prenatales se realizó la prueba de VIH.  “Sé poco del virus, pero estoy tranquila porque mi hijo va a nacer sano”.

Precisamente, de eso se trata la campaña ‘Tú bebé sin VIH, hazte la prueba’, que presentó ayer el Ministerio de Salud Pública (MSP).

La ministra de esta cartera de Estado, Verónica Espinosa, para prevenir casos  de niños que nazcan con el virus, pidió a las  mujeres que exijan la prueba.

Para ella, hay que perder el miedo y dejar de pensar en “a mí no me va a pasar”.

“Tenemos que entender que el VIH es más común de lo que parece”. Espinosa anunció que atienden a 17.000 ecuatorianos que reciben antirretrovirales y en 2018 destinarán $ 15 millones en tratamientos.

El año pasado, 1,8 millones de personas en el mundo adquirieron el virus y un millón perdió la vida. En Ecuador hay 39.000 portadores. Las cifras las dio la vicepresidenta de la República (e), María Alejandra Vicuña.

En la actividad estuvieron la primera dama, Rocío González; la ministra de Justicia, Rosana Alvarado; y la representante de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Gina Tambini. “Esta es una pandemia que todos los países están empeñados en combatir. El objetivo es erradicarla hasta  2030”. 

Vicuña recordó que Cuba es el único país que eliminó la transmisión transversal de madre a hijo.

La obstetriz Mayer Plúas, del centro de salud de Puerto Hondo, explicó que la transmisión ocurre en la formación del feto y en el momento del parto. Para evitarlo se programa una cesárea y si resulta positivo se suspende la lactancia. 

Desde la primera  consulta a las gestantes se les realiza el tamizaje, luego cada tres meses y finalmente antes y después del parto.  

Las pruebas

Mariana Pilaxi, de 54 años, llenó un formulario e hizo la fila para someterse al test que tomaba el personal del MSP. Para ella, que es viuda,  era la primera vez.

Evelyn Corozo, de 19 años, también soportó el pinchazo para saber si está libre del virus. “Es la segunda vez que me la hago. Hay que prevenir porque uno no está a salvo”.

El doctor Juan Villa, del Hospital de Infectología de Guayaquil, explicó que se hicieron 1.000 pruebas. “De salir reactivo (0 positivo) se la enviarán a la consejería y tomará una segunda. De confirmarse que tiene el virus empezará el tratamiento”.

La institución tiene 10.500 pacientes. El milagreño Manuel G., de 48 años, se contagió hace 10 años y desde su diagnóstico toma antirretrovirales.

“El medicamento no me va a curar, pero sí (puedo) recibir un abrazo, una sonrisa y no sufrir discriminación”. (I)

Los hombres están más en riesgo de morir de sida

→Los hombres son menos propensos que las mujeres a realizarse la prueba de VIH y acceden menos a la terapia antirretroviral y, como resultado, es más probable que mueran de enfermedades relacionadas con el sida, según un informe de Onusida divulgado ayer.

En el mundo menos de la mitad de los hombres con VIH están en tratamiento, en comparación con el 60% de las mujeres, según el informe publicado en Ottawa (Canadá).

Ellos también tienen más posibilidad que las mujeres de comenzar el tratamiento tarde, interrumpirlo o no figurar en los registros.

36,7 millones de personas en el mundo vivían con VIH en 2016, pero de ellas menos de 21 millones tenían acceso a antirretrovirales, según Onusida.

El sida o las enfermedades relacionadas causaron la muerte de un millón de personas en el mundo en 2016 y cerca de 1,8 millones de personas más se infectaron.

En África subsahariana, los hombres que viven con VIH tienen el 20% menos de probabilidades de conocer su estado serológico. Asimismo son menos propensos a tener acceso al tratamiento.

En la misma región, a medida que ellos tienen mayor edad, el uso de condones para tener relaciones sexuales con una pareja ocasional disminuye y es  probable que sean VIH positivos.

Los homosexuales, por otra parte, tienen 24 veces más probabilidades de contraer el VIH que los heterosexuales.

La Onusida lamenta también en su reporte la disminución del uso del condón en Australia, Europa y Estados Unidos. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: