La "encarnación" del carnaval lleva poncho, sombrero y una guitarra

- 31 de agosto de 2018 - 00:00
Frente a la iglesia de San Miguel, el Kauka Carnaval compone coplas con su guitarra.
Fotos: Roberto Chávez / El Telégrafo

El Taita Carnaval es la representación viva de esta bulliciosa y alegre celebración, en cantones de la provincia de Bolívar. En Guaranda preside todos los eventos de la programación y en San Miguel, su designación es todo un honor.

“Al golpe del carnaval, todo el mundo se levanta”. Esta es la frase inicial de una de las melodías festivas más conocidas del país. Se la entona en febrero, mes en el que se conmemora el carnaval, especialmente en cantones de la provincia de Bolívar.

Pese a que la celebración tiene lugar en las 24 provincias, en esta productiva localidad se le da una connotación muy significativa.

“Se dice que cada bolivarense trabaja y se esfuerza todo el año con el propósito primordial de disfrutar de su fiesta mayor”, comenta Maritza Castillo, oriunda del cantón San Miguel.

El Carnaval de Guaranda es uno de los más coloridos y multitudinarios del país, y está representado por un alegre personaje. Se trata del Taita Carnaval, una dignidad que cada año recae sobre un guarandeño cuyos méritos lo enaltecen.

Al igual que el danzante para el Inti Raymi de Pujilí, el Taita es para esta fiesta la “encarnación” del júbilo y el baile.

“Su particularidad más relevante es la vestimenta. Porta un elegante poncho rojo, en veces con rayas blancas, una camisa blanca; sombrero, pantalón y botas negras, además de una cinta en la que se exhibe su designación”, señala Víctor Aranda, profesor de la Escuela de Bellas Artes de la Universidad Estatal de Bolívar.

El catedrático explica que la elección de este personaje se efectúa a finales de enero, con el objetivo de que presida todos los eventos de la programación.

Al igual que la Mama Negra en Latacunga, el Taita lidera cada pregón urbano y parroquial de Guaranda; además de encabezar las bulliciosas comparsas.

“Por tal motivo su designación es todo un honor. Ser elegido como tal es el equivalente a ser el prioste mayor en cualquiera de las fiestas populares del país”, asevera Dominguín González, Taita Carnaval 2018.

El alegre personaje preside todos los pregones que se hacen en febrero.El alegre personaje preside todos los pregones que se hacen en febrero.

Elementos de la fiesta

Un bastón de mando y la guitarra son también elementos que definen al Taita. Simbolizan autoridad y jolgorio. Él es un experto en recitar y componer las tradicionales coplas (composiciones poéticas cantadas). Se trata de alegres refranes en los que se hace referencia al amor, desamor, política y más elementos de la vida.

“Desde Quito vengo andando, despreciando a una quiteña, despreciando a una quiteña, amor no te olvidarás. Porque adoro con locura, porque adoro con locura, a una bonita guarandeña, amor no te olvidarás”, es una de las coplas más conocidas.

“Es una tradición que los abuelitos enseñen a los más jóvenes. Los chicos destacan por su versatilidad para componer refranes en los que se refiere aspectos de las nuevas generaciones”, afirma Luis Monteros, historiador de Guaranda.

“Cuando salí de mi tierra, con poncho y sombrerito, con poncho y sombrerito, al llegar a la Costa me llamaban serranito, me llamaban serranito al llegar a la Costa”, es otra de las coplas recitadas en los festejos bolivarenses.

Kauka Carnaval

Al igual que en Guaranda, en el vecino cantón San Miguel se nombra cada enero a un sanmigueleño como el Kauka Carnaval. Si bien en esencia este personaje tiene el mismo valor y significado que el Taita, su designación varía por una sencilla razón.

“A los sanmigueleños nos conocen como Kaukas, o Kauka mote. Esta palabra hace referencia a una comida típica local, basada en maíz cocido. De ahí que en vez de elegir al Taita, aquí designamos al Kauka Carnaval; no obstante tiene la misma función que el Taita”, dice Omar Briones, docente.

El alcalde de San Miguel, Simón Yánez, indica que se desconoce la fecha exacta desde cuándo allí se elige esta dignidad. Sin embargo, el folclórico monumento en su honor que se erigió hace dos años en el cantón aumenta el sentido de pertenencia de la población entera.

El Kauka viste el traje tradicional de la ciudad: un sombrero negro de fieltro, grueso poncho de color rojo con rayas blancas, pantalón negro o azul, camisa blanca y zapatos negros; siempre luciendo una amplia sonrisa y en sus manos una guitarra. (I)

En los bulliciosos bailes participan autoridades y líderes sociales de Bolívar.En los bulliciosos bailes participan autoridades y líderes sociales de Bolívar.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: