Habrá dos variantes en el once “tricolor”

05 de agosto de 2011 00:00

La “Mini-Tri” abandonó ayer su “fuerte” de Manizales, donde se había refugiado por ocho días, para desplazarse hasta la ciudad de Pereira, lugar en el que se enfrentará a Costa Rica (mañana a las 17:00), en el  último compromiso del Grupo “C” del Mundial de Colombia.

El grupo dejó el hotel Estelar Colinas a las 10:00. Un bus decorado con la bandera de Ecuador acudió hasta el sitio para trasladar a toda la delegación ecuatoriana. Julio César Rosero, asistente técnico de la selección, confesó que ante los “ticos” la “Mini-Tri” presentará dos variantes en el rol titular: Dixon Arroyo y Bryan De la Torre.

“Dixon (Arroyo) cubrirá el espacio que dejó (Christian) Oña por la expulsión, mientras que por Juan Govea (no especificó el motivo del cambio) ingresará Bryan De la Torre”, sostuvo.

Asimismo, Rosero comentó que aún existe  la chance para hacer los correctivos necesarios  en este torneo. La “Tricolor” mantiene la esperanza de poder clasificar a octavos.

“No queremos pensar en ser terceros, pero nada está descartado aún, debido a que en este último cotejo se define todo. Tenemos la posibilidad de clasificar como segundos, si es que derrotamos a los ‘Ticos’ o como mejores terceros (entran 4 de 6)”, destacó.

Ayer la “Mini-Tri”  entrenó a las afueras de Pereira, en el sector de Santa Rosa, con miras a su compromiso de mañana ante Costa Rica, en el estadio Hernán Ramírez de Pereira. (DP)