Tsipras acuerda con los bancos griegos proteger la vivienda del desahucio

Parlamento griego aprobó nuevo paquete de reformas

- 23 de julio de 2015 - 00:00
El primer ministro griego, Alexis Tsipras (der.), reunido con los banqueros griegos, en Atenas. Foto: AFP

Tsipras acuerda con los bancos griegos proteger la vivienda del desahucio

El Parlamento griego adoptó anoche un segundo paquete de reformas reclamadas por los acreedores de Grecia como paso previo a un tercer rescate, a pesar de las deserciones registradas de nuevo en el campo del primer ministro Alexis Tsipras.

El jefe del Ejecutivo consiguió limitar las bajas en esta segunda votación urgente en una semana. La reforma de la justicia civil y la transposición de una directiva europea sobre los bancos fueron aprobadas por 230 diputados -de 298 presentes- que votaron a favor de la adopción de una reforma de la justicia civil; 63 votaron en contra y se registraron 5 abstenciones.

En total, 36 diputados de Syriza, la formación de izquierda radical que lidera Tsipras, rompieron la disciplina de voto: 31 se opusieron y 5 se abstuvieron. La semana pasada se produjeron 32 votos en contra, 6 abstenciones y una ausencia.

El origen de esta diferencia radica, sobre todo, en el cambio del imprevisible exministro de Finanzas, Yanis Varoufakis, que pasó del “no” a la subida de impuestos y cotizaciones la semana pasada a un “sí” esta vez.

Tsipras había instado a sus diputados a “adaptarse a las nuevas realidades” y a aprobar este segundo paquete de medidas en el transcurso de un debate de más de cinco horas que concluyó a las cuatro de la mañana (hora local).

Descartó “abandonar voluntariamente” el Gobierno, donde dijo que la presencia de la izquierda radical es “un bastión para la defensa de los intereses del pueblo”, y prometió batallar para mejorar el acuerdo.

“El gobierno no oye más al pueblo”, lamentaban Katerina Sergidou y Georges Kokkinavi, dos de los 6.000 manifestantes congregados delante del Parlamento al anochecer. Estos dos treintañeros, de la corriente más izquierdista del partido Syriza, eran el reflejo de la contestación que afronta el primer ministro después del compromiso suscrito el 13 de julio con los europeos.

El texto aprobado, que incluye la reforma al código civil, la aceleración del procedimiento de subastas y el refuerzo de la liquidez de los bancos, muy afectados después de tres semanas cerrados, se había empezado a analizar en una reunión conjunta de las 4 comisiones del Parlamento.

El nuevo rescate financiero durará en principio 3 años y será superior a los 80.000 millones de euros. El país ya recibió este lunes un préstamo de urgencia de 7.160 millones de euros que le permitió pagar sus deudas con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Central Europeo (BCE).

Cambios en el código civil

Los cambios en el código civil persiguen, según el proyecto, acelerar los procesos judiciales y reducir sus costes. La medida más polémica, que ha provocado la reacción de abogados y jueces, es la eliminación de los testigos en los juicios civiles.

Según el periódico Efymerida Ton Syntakton, citado por la agencia EFE, los colegios de abogados creen que este punto viola los principios de un juicio justo y afecta los derechos individuales y sociales de los ciudadanos.
Otro punto es la introducción de medidas que facilitan las subastas de viviendas cuando el banco las embarga. La subasta partirá del valor en el mercado del inmueble en el momento del embargo y no su valor objetivo, que lo fija el Ministerio de Finanzas del país para calcular los impuestos correspondientes a cada propiedad.

A juicio de las asociaciones de abogados, este cambio facilitará las subastas porque los precios en el mercado inmobiliario se han reducido sensiblemente en los últimos años debido a la crisis.

El ministro de Justicia, Nikos Paraskevópulos, afirmó que defiende el proyecto como un “mal menor”, tras tener que elegir entre una “quiebra desordenada” o un código civil en el que no cree. “El país está en una situación de emergencia, no tengo alternativa (...). Estoy delante de dos males y elijo apoyar el mal menor”,  concluyó.

Recapitalización de bancos

El proyecto de ley también incluye la transposición de una directiva europea para que los bancos garanticen sus depósitos hasta 100.000 euros. “Ahora la prioridad es normalizar el sistema (financiero), pero al mismo tiempo proteger a los ciudadanos que tienen pequeños ingresos”, manifestó Tsipras a la agencia de prensa Ana tras una reunión con responsables bancarios.

Según el ministro de Finanzas, Euclides Tsakalotos, durante el análisis del texto en la comisión parlamentaria, antes de fin de año habrá una recapitalización de los bancos griegos.

En el marco de las medidas financieras, Tsipras acordó ayer con la presidenta de la Unión de Bancos griegos, Luka Katseli, seguir protegiendo a los ciudadanos más desfavorecidos para que no pierdan su primera vivienda, a pesar de que expirara a finales de junio la moratoria sobre los desahucios.

“Lo que importa ahora es volver a la normalidad del sistema, pero también asegurar la capacidad de evitar cualquier movimiento que afecte a nuestros ciudadanos más vulnerables”, afirmó Tsipras. (I)  

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: