12 muertos en ataque contra revista satírica francesa (Video)

- 07 de enero de 2015 - 12:51

Doce personas murieron y 11 resultaron heridas este miércoles en un ataque con armas automáticas perpetrado contra la sede (este) en París del semanario satírico francés Charlie Hebdo, según el nuevo balance dado a conocer por el procurador François Molins.

Las víctimas son 8 periodistas, 2 policías, 1 visitante que estaba en la sede de la publicación, y otra persona tiroteada al inicio de la acción en el exterior del edificio. De los 11 heridos, 4 están en situación grave.

Entre los fallecidos constan el editor, Stephane Charbonnier Charb, y otros tres famosos dibujantes: Wolinski, Cabu y Tignous. La Fiscalía precisó que este anuncio sobre las víctimas es el resultado de una identificación hecha por un superviviente.

Tras condenar el hecho como de "excepcional barbarie", el presidente François Hollande convocó una reunión de crisis en el palacio presidencial. Poco después, las autoridades anunciaron que pusieron a la región parisina en estado de alerta máxima.

"¡Hemos vengado al profeta!"

Sobre las 11:30 locales, dos hombres vestidos de negro y armados con kalashnikov (AK 47) y un lanzacohetes irrumpieron en la sede de Charlie Hebdo, en el distrito XI de la capital francesa. Según testigos locales, estos entraron en el edificio disparando contra los trabajadores y, posteriormente, se dieron a la fuga en un vehículo de color negro.

Un intercambio de tiros tuvo lugar con las fuerzas de seguridad. Los agresores hirieron de bala a un policía mientras abandonaban el lugar de los hechos. Después agredieron a un automovilista y embistieron a un peatón con el coche robado.

Los testigos dijeron, además, que antes de emprender la huída los atacantes gritaron: "¡Hemos vengado al profeta!" y y "¡Hemos matado a Charlie Hebdo!". En un vídeo filmado por un hombre que se escondió en un tejado y difundido por la televisión pública France Télévisions, se oye a un hombre que grita "Alá Akbar" (Alá es grande) entre disparos.

La información preliminar indica que se efectuaron hasta cincuenta disparos durante la reunión editorial del semanario.

Más tarde, el ministro del Interior, Bernard Cazeneuve, sostuvo que "tres criminales" estuvieron implicados en el hecho y que se ha organizado todo para "neutralizarlos lo más rápidamente posible".

Los caricaturistas George Wolinski, Jean Cabut, Stephane Charbonniere Charb y Tignous. Foto: AFP

Amenazas

El semanario satírico de izquierda francés reivindicaba su lado provocador y era blanco constante de amenazas desde que en 2006 publicó caricaturas de Mahoma que indignaron al mundo islámico.

Tras la publicación de las controvertidas caricaturas del profeta inicialmente difundidas por la revista danesa Jyllands-Posten, la redacción de Charlie Hebdo vivía asediada.

En uno de sus últimos tuits publicó una caricatura del líder del grupo militante Estado Islámico, Abu Bakr al Baghdadi.

Video tomado de BBC

Reacciones

El ataque ha sido condenado en todo el mundo como un acto de terrorismo contra la libertad de expresión.

"Atacar una redacción con armas pesadas, es el tipo de violencia que vemos en Irak, Somalia o Pakistán", declaró ante la sede de la revista Christophe Deloire, secretario general de la organización internacional de defensa de la prensa Reporteros sin fronteras.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, señaló: "Nuestros pensamientos y oraciones están con las víctimas de este ataque terrorista y con el pueblo de Francia en este momento difícil". Poco antes, la Casa Blanca había condenado el ataque "en los términos más fuertes".

El primer ministro británico, David Cameron, calificó de "nauseabundo" el ataque y expresó su solidaridad con Francia. "Estamos al lado de los franceses en la lucha contra el terrorismo y la defensa de la libertad de prensa", indicó en un mensaje en Twitter.

La canciller alemana Angela Merkel apuntó desde Londres que se trata de "un ataque que nada puede justificar contra la libertad de prensa y de opinión, un fundamento de nuestra cultura libre y democrática".

El ministro de Cultura turco, Omer Celik, dijo a CNN-Türk que "es un atentado contra la humanidad" y pidió que no se mezcle al islam con estos actos. "El ataque tiene por objetivo reforzar la percepción negativa que pesa sobre extranjeros y musulmanes en el clima que reina en Europa, donde aumentan la islamofobia y el racismo", sostuvo.

El gobierno de España, a través del ministerio de Relaciones Exteriores, expresó su más "enérgica condena". "España apuesta hoy con más rotundidad que nunca por la libertad de prensa como un derecho fundamental e irrenunciable", agregó.

El jefe del gobierno italiano, Matteo Renzi, escribió en Twitter: "horror y consternación por la masacre de París, cercanía total con (el presidente francés François) Hollande en este momento terrible, la violencia siempre perderá ante la libertad".

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, habló de "ataque brutal e inhumano, una barbarie que nos interpela a todos como seres humanos y como europeos".

La directora general de la UNESCO, Irina Bokova, también se dijo "horrorizada". "Mi pensamiento está con las familias de las víctimas y de los heridos. Es también un ataque contra la prensa y contra la libertad de expresión", afirmó.

"La comunidad internacional no puede dejar que los extremistas siembren el terror e impidan la libre circulación de las opiniones y las ideas", agregó Bokova.

La Liga Árabe y Al Azhar, principal autoridad suní, lamentó el ataque, que calificó de "criminal" y destacó que "el islam denuncia cualquier tipo de violencia", mientras que la organización árabe con sede en El Cairo condenó el atentado "terrorista".

En tanto que "Yo soy Charlie" (Je suis Charlie, en francés) es la invitación que circula entre los periodistas y ciudadanos franceses por redes sociales para reunirse en la Plaza de la República de París, en solidaridad con las víctimas.

 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP