Argentinos reclaman a Gobierno que declare la emergencia alimentaria

- 05 de septiembre de 2019 - 00:00
Miles de personas reclaman en Buenos Aires la aprobación de una ley de emergencia alimentaria para atender las necesidades de la población.
Foto: EFE

Con una nueva jornada de protesta, los movimientos sociales le reclamaron al gobierno argentino de Mauricio Macri que declare la emergencia alimentaria en el país, donde cinco millones de habitantes no pueden acceder a los alimentos de la canasta básica.

Desde temprano, diversos movimientos sociales y políticos realizaron marchas hasta el Ministerio de Desarrollo Social y al Congreso de la Nación.

“La emergencia alimentaria es un reclamo ya impostergable. Hace tres años planteamos que la situación se agrava, es necesario que se atienda el problema del hambre en Argentina”, explicó Daniel Menéndez, miembro de Barrios de Pie.

Este proyecto de ley busca, entre otros aspectos, la apertura de más programas sociales, el aumento de los salarios sociales y más alimentos para los comedores populares. 

Según el Observatorio de Políticas Públicas de la Universidad de Avellaneda,  cinco millones de argentinos  actualmente no  acceden a una alimentación básica. El número de personas que comen poco o mal es el doble que en 2016.

El Observatorio considera que es consecuencia del incremento en el precio de los alimentos. En el último año la leche aumentó el 88,7%, la manteca el 88,3%, las salchichas el 84%, los fideos el 74%, el arroz el 70,9% y el pollo el 70,3%.

Hoy una familia necesita 12.774 pesos para cubrir la canasta básica alimentaria, mientras para la canasta básica total sus ingresos deben superar los 31.934 pesos. El salario mínimo en Argentina es de 12.500 pesos (unos $ 223,4), explicó el diario Página 12.

La actual crisis se remonta a abril de 2018, cuando una abrupta devaluación del peso ante el dólar desencadenó una grave recesión y un fuerte aumento de la inflación y los niveles de pobreza.

Desde entonces, tras fuertes vaivenes en los mercados, el dólar incrementó su valor en torno a 23% y se estima que esto repercuta en la inflación, que ya en 2018 fue el 47,6%, el valor más alto desde 1991. (I)  

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: