Más de 8.000 taxis se integran a la flota legal que circula en Quito

- 17 de marzo de 2020 - 00:00
De los aplicantes, 2.666 no pudieron obtener su permiso de operación. El proceso se inició en el año 2017.
Foto: Archivo / El Telégrafo

Luego de más de tres años, quienes pasaron la última fase del proceso de regularización recibieron su permiso de funcionamiento. La Agencia Metropolitana de Tránsito denunció a 11 compañías por presuntas irregularidades.

Más de 6.000 postulantes resultaron aptos para recibir su título habilitante y trabajar con su taxi, de forma legal, en Quito.

El proceso se inició en 2017 y sufrió una serie de retrasos hasta que la actual administración de la Agencia Metropolitana de Tránsito (AMT) dispuso un plazo final, que se cumplió la primera semana de marzo.

6.127 aplicantes de 132 operadoras de transporte comercial participaron del proceso y obtuvieron una resolución favorable.

Ellos se suman a los 2.506 postulantes que se adhirieron a compañías y cooperativas existentes, por lo que finalmente 8.633 taxis recibieron su título habilitante.

La AMT aclaró que el proceso tuvo varias denuncias por supuestos actos de corrupción y que eso demoró la entrega de permisos. En este sentido, la Agencia explicó que se denunció en la Fiscalía General del Estado a 11 compañías por una presunta falsificación de documentos.

Carlos Brunis, presidente de la Unión de Cooperativas de Transportes de taxis en Pichincha, explicó que la entrega de permisos posibilitará que las autoridades realicen controles contra el taxismo ilegal de forma más efectiva.

Su gremio reclama más acciones para evitar la informalidad y limitar el uso de aplicaciones de transporte. Aseguró que hasta ahora las autoridades les han indicado que no cumplían con este pedido porque primero debía completarse el proceso de regularización.

Expresó que esperan que no haya una nueva regularización en los próximos 15 años, pues existe una regla técnica que determina que por cada millón de habitantes se necesitan no más de 3.000 taxis.

Cuando inició la asignación de cupos, se determinó que en la capital habían 16.024 taxis legales.

Insistió en que no están pidiendo privilegios sino más controles, en los que, si taxistas formales incumplen la normativa, sean sancionados de igual manera.

Llamó nuevamente la atención respecto a las aplicaciones de transporte y puso como ejemplo a quienes recientemente consiguieron sus permisos.

“La gente que obtuvo su título habilitante debió justificar que venía prestando el servicio de manera informal hasta el 31 de diciembre de 2014. Por lo que, quienes aplicaron debieron esperar más de seis años”.

Según explicaron las autoridades, la actual administración de la AMT ingresó todos los documentos de los postulantes, emitió los informes técnicos de Seguridad Vial y de la Dirección de Registro y Administración Vehicular.

El ente municipal afirmó que realizará un seguimiento respecto al cumplimiento de las obligaciones, compromisos y competencias.

Para ello, convocó a una veeduría ciudadana en la cual participarán representantes de Comisión Metropolitana de Lucha Contra la Corrupción (Quito Honesto) y de la Corporación de Participación Ciudadana. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Últimas noticias
Medios Públicos EP