El elefante marino rescatado en Babahoyo ya está en su hábitat natural

- 07 de agosto de 2019 - 10:14
El mamífero, de 4 metros de largo y 4 toneladas de peso, no presenta problemas de salud, heridas o lesiones.
Foto: @MANimalistas

Con mallas y una retroexcavadora, las autoridades lograron sacar a un elefante marino del sur (Mirounga leonina) que permanecía varado en el estero Colorado del cantón Babahoyo, provincia de Los Ríos.

El rescate se produjo la tarde del martes 6 de agosto del 2019, luego de más de 10 días que estuvo el animal en este lugar concentrando la atención de la comunidad, que clamaba para que el Ministerio del Ambiente (MAE) le salvara la vida.

Desde la mañana personal del MAE y la Unidad de Protección del Medio Ambiente (UPMA) crearon un cerco con trasmallos, para evitar que el animal se saliera de la zona. Luego fue sedado y una vez dormido, se lo levantó con la maquinaria pesada para depositarlo en una volqueta.

Una vez que el mamífero fue asegurado bajo la supervisión de expertos del MAE, se inició su traslado vía terrestre hacia el sector de Posorja, en la provincia de Guayas. El objetivo era liberarlo para que retorne al mar por sus propios medios. Sin embargo, los técnicos del MAE debían decidir qué era lo mejor dependiendo del estado del animal, una vez llegaran al destino.

elefante marinoCon una retroexcavadora, el mamífero fue levantado y depositado en una volqueta para su traslado. Foto: Alcaldía de Babahoyo.

Así lo indicaron miembros de la agrupación Movimiento Animalista Nacional (MAN), que estuvieron pendientes del proceso de rescate desde el primer día en que se reportó el hallazgo del animal. También siguieron el trayecto de su traslado. 

Además intervino la Defensoría del Pueblo intervino. Una delegada provincial de Los Ríos acudió al sitio donde se encontraba el elefante marino, para velar por “los derechos de la naturaleza”, informó el organismo en sus redes sociales.

La expectativa del arribo del animal a su hábitat natural era grande. Representantes del MAN señalaron que el animal se encontraba en buen estado, fuerte y reaccionaba a los estímulos.

El rescate del mamífero fue difícil, debido a su talla (4 metros de largo) y peso (4 toneladas) y al lugar donde estaba varado. Desde el sábado 27 de julio, cuando fue encontrado, las autoridades intentaron que llegara por sí mismo a su hábitat natural. Sin embargo, no lo hizo.

El lunes 5 de agosto de 2019 también se intentó sacarlo con redes y mallas, pero estas se rompieron

elefante marinoEl animal fue rodeado por mallas para impedir que saliera de la zona y poder salvarlo. Foto: Defensoría del Pueblo

Finalmente, el animal fue liberado cerca de la 01:30 de este miércoles 7 de agosto en el Puerto de Posorja, en Guayaquil, informó el Ministerio del Ambiente. El proceso duró en total cerca de 48 horas, en el cual se realizó la sedación del mamífero, captura y movilización, en cumplimiento de los protocolos de varamiento de animales mamíferos.

¿Por qué el varamiento?

Este elefante marino del sur llegó el pasado 25 de julio de 2019 al sector de La Chorrera, en el cantón Babahoyo. Estos especímenes llegan a estas zonas a aparearse, descansar o mudar la piel.

Sebastián Alvarado, biólogo de la Dirección Provincial del Ambiente de Santa Elena, explicó que la falta de alimento podría ser una de las causas del varamiento, pues estos animales de agua salada buscan alternativas en ecosistemas diferentes en los que viven. "Estos especímenes se nutren de peces, moluscos cefalópodos, tiburones y anguilas jóvenes; los que son capaces de capturar tras inmersiones de hasta 1,6 kilómetros de profundidad". (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: