Recorrido por las zonas afectadas

Cruz Roja lanza apoyo psicológico para los niños

- 27 de mayo de 2016 - 00:00
Foto: Fernando Sandoval/El Telégrafo

La Cruz Roja Ecuatoriana llevará apoyo psicosocial a los niños que fueron afectados por el terremoto de 7,8 grados, que sacudió al país el 16 de abril, así como por las réplicas del 19 de mayo.  

Roberto Bonilla, coordinador de voluntariado de la institución, señaló que un grupo de más de 20 voluntarios visitarán las comunidades de Manabí y Esmeraldas. El 30 y 31 estarán en Esmeraldas y el 1 de junio en Portoviejo o el 2 de junio en Manta.

“Son comunidades establecidas en las que Cruz Roja viene trabajando desde el 16 de abril”, dijo Bonilla, quien indicó que estarán en zonas como Charapotó, San Vicente, Salinas, Pedernales, entre otras.

La  ruta lúdica compone  una serie de actividades recreativas y educativas, en donde los pequeños podrán distraerse. Por ejemplo, cuentan con una ambulancia, en donde, según el voluntario de Cruz Roja, se divierten y aprenden primeros auxilios. También cuentan con una cancha de fútbol sintético, saltarines, espacios de arte para que los niños pinten, entre otros.

Bonilla señala que ansiedad, estrés y temor son las principales dificultades que los voluntarios de Cruz Roja encontraron en los niños que resultaron víctimas.
Inés Portilla, vicepresidenta nacional de la institución, indicó que aún levantan un censo sobre el número de niños que resultaron afectados.

El pasado 18 de mayo, un reporte  del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia  de la Organización de Naciones Unidas (ONU) determinó que 100.000 adolescentes y niños necesitan apoyo psicosocial en las zonas de desastre.

También Portilla precisó que Cruz Roja  Ecuatoriana llevará a los niños la “cajita de la esperanza”, que fueron realizadas por  niños de escuelas públicas y privadas, así como diversas instituciones, en donde se incluyen juguetes, acuarelas, pinceles, lápices de colores, cuadernos y dulces. “Queremos que vean que tienen la esperanza de un día mejor”,

Cruz Roja Ecuatoriana espera apoyar a más de 3.000 niños.

Guillermo Yánez, coordinador nacional de voluntariado del programa de Juventud, precisó que la próxima semana (3, 4 y 5 de junio) se realizará en Quito un proceso de capacitación a 90 nuevos voluntarios de diferentes provincias del país. Estas personas se capacitarán en técnicas recreativas como teatro, títeres, juegos, manualidades.

“Buscamos que con estas técnicas los niños se quiten el estrés que están sintiendo junto a sus familias”, dijo Yánez, quien reiteró que los niños tienen sintomatología distinta, por ejemplo, algunos presentan ansiedad, mientras que otros desarrollan estrés, que se refleja, en la mayoría de los casos, en la pérdida de control de los esfínteres y en el aislamiento.

Solo en apoyo psicosocial, Cruz Roja participa con más de 100 personas, que recorren los lugares afectados. (I)     

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: