Cosmovisión andina en las fotografías de Martín Chambi llega al Alabado

- 02 de noviembre de 2018 - 00:00
Autorretrato de Martín Chambi, quien aparece junto con su familia vestido de traje aburguesado. Esta imagen está expuesta en la sección “Retratos”.
Foto: Mario Egas / El Telégrafo

Imágenes originales del fotógrafo peruano, pertenecientes a la Colección Jan Mulder, se exhibirán en el Museo de Arte Precolombino Casa del Alabado hasta el 13 de enero de 2019. La muestra se estructura bajo tres ejes temáticos.

En la obra del peruano Martín Chambi, quien nació en una familia quechua de Coaza y se convirtió en un reputado fotógrafo mundial, se entrelaza el valor prehispánico con el colonial.

En sus imágenes se revela una admiración por la arqueología inca y por las arquitecturas hispánicas, así como una respetuosa mirada  al momento de retratar a personas indígenas como a gente aburguesada. Su trabajo es una amalgama de su cultura y de su identidad.    

“Sus fotografías tienen una proyección internacional porque él lo quiso así”, dice Andrés Garay, profesor de la Universidad de Piura y curador de la muestra Cosmovisión andina en las fotografías de Martín Chambi, que exhibirá imágenes originales e inéditas del fotógrafo peruano, pertenecientes a la Colección Jan Mulder, en el Museo de Arte Precolombino Casa del Alabado hasta el 13 de enero de 2019.

El fotógrafo tenía fascinación por la arqueología y la arquitectura colonial. Muchas de las tomas están en la sección dedicada a sus postales.

La exposición está organizada en tres secciones y ocupa la primera y segunda planta del museo. Andrés Garay define como un hito esta muestra, pues revela la obra original de Chambi, ya que en la historia de las muestras post mortem del artista casi todas han sido hechas con copias modernas.

“La obra original se presenta como pieza de contemplación, pero también revela las decisiones del propio artista, de hasta dónde llegó con el manejo del papel, las texturas, la luz, los revelados, etc. Nos hace pensar fuertemente que hizo una obra atemporal y que tuvo muchas prácticas fotográficas: retratos de estudio, paisajes, arqueología, fotoperiodismo”, añade el curador.

La primera sección exhibe tarjetas postales del Cusco, donde Chambi tenía su taller desde 1920, luego de trabajar en el estudio del célebre fotógrafo Max T. Vargas. En esta área el fotógrafo, mediante tomas abiertas y más cerradas del Cusco, presenta los diferentes  estilos arquitectónicos incas y coloniales con los que convivía.

Uno de los mayores propósitos de Chambi era dar a conocer al mundo las riquezas de su cultura. Así, la postal, como objeto de circulación masiva, encajaba con ese objetivo. En las postales hay tomas concretas de los muros incaicos del centro histórico del Cusco, siendo la piedra la gran protagonista de sus composiciones. En pocas ocasiones aparece la gente.

Esta sección concluye con una imagen que es una abstracción de la piedra famosa de 12 ángulos, considerada una hazaña de la arquitectura incaica de la época.  

Stefano Klima, director de la Colección Jan Mulder, dice que ellos poseen la mayor cantidad de fotos originales de Martín Chambi, cuyo archivo está en el Cusco, donde reposan sus placas y documentos. “Para esta muestra trajimos 33 postales, 16 retratos y más de 43 fotografías sobre la arquitectura y la arqueología”, dice Klima.

La segunda sección está dedicada a los retratos que Chambi hizo dentro de su estudio y en los exteriores, tanto a personas de la élite criolla, aburguesadas, como a la población indígena. En sus imágenes, que él promocionaba bajo la técnica del claroscuro de Rembrandt, hay un trato altivo y respetuoso de ambos grupos humanos.

Garay señala que Chambi “ya tenía todo el manejo publicitario, era un empresario. Él no solo era indígena, sino una persona que sumó a su desarrollo los códigos occidentales. En el Cusco, donde la élite estaba en la línea del indigenismo, de rechazo a Europa, ellos mismos hacían cola para tener una fotografía a lo Rembrandt”.   

La última sala destaca por su serie de Machu Picchu, en la que el fotógrafo devela su maestría en el uso de la luz. Su mirada es de carácter místico y documental. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: