Colecciones de arte esperan por su traslado a sitio seguro y definitivo

- 19 de enero de 2020 - 00:00
La entrada al edificio Aranjuez, que alberga las colecciones de arte más importantes de Ecuador, ha sido cerrada debido a sus problemas constructivos.
Fotos: Miguel Jiménez, John Guevara, Álvaro Pérez/ ET

El edificio Aranjuez fue el lugar donde el Banco Central del Ecuador depositó de forma provisional todos los bienes patrimoniales que custodiaba, una vez que se decidió que esa riqueza artística pasara al Ministerio de Cultura y Patrimonio.

La situación constructiva del edificio Aranjuez en Quito, que alberga el mayor acervo patrimonial de Ecuador a nivel de documentos, obras de arte y arqueología, motivó que una coalición de historiadores dirigiera una carta –que luego hicieron pública– al Ministerio de Cultura y Patrimonio (MCyP) con fecha 20 de diciembre de 2019.

Este 16 de enero, el ministerio publicó un comunicado donde señala que el 28 de noviembre de 2019 recibió un informe en el cual se determina una “alta vulnerabilidad” del edificio Aranjuez, pues “sí posee daños estructurales que puedan atentar contra la vida de sus ocupantes ante un evento sísmico”.

Susan Rocha, directora del Sistema Integrado de Museos y Herbarios de la Universidad Central de Ecuador, y una de las firmantes de la misiva, dijo a diario EL TELÉGRAFO que “el Banco Central del Ecuador (BCE) asumió ese edificio provisionalmente y puso las reservas hasta que Quito tuviera un museo nacional”, que tuvo su reapertura en 2018.

El Aranjuez nunca fue pensado como museo, pues fue construido para apartamentos, por lo que no tiene los reforzamientos para ser un repositorio de bienes culturales a largo plazo. “Cuando se decretó la desaparición del área cultural del Banco Central, excepto la de numismática, se produjo el traspaso del edificio al MCyP”.

“Dentro del edificio se colocaron en varios pisos el Fondo de Bibliotecas Francisco Jijón y Caamaño, una parte de la biblioteca que perteneció a Eugenio Espejo, la de Carlos Larrea, unas 5 mil piezas coloniales y una de las colecciones arqueológicas más grandes del país, casi 2 mil bienes de entre los siglos XIX y XX”, señaló Rocha.

Reserva de arte en el edificio Aranjuez

“También –añadió– se encuentran en esa edificación la Biblioteca, el Archivo Histórico, con millones de documentos, la colección de fotos del Archivo Nacional de Fotografía, el más grande de Ecuador, con millones de fotos únicas; estamos hablando de un edificio que en sus primeros cinco pisos está lleno de repositorios que debían estar en planta baja o en una instalación con reforzamiento de columnas”.

La especialista aclara que “no es responsable únicamente la administración del Ministerio de Cultura actual”, sino que esta situación venía de años atrás. El estado del edificio se resintió luego del terremoto de abril de 2016 cuando se detectaron grietas y fisuras por lo que se pidió a la Secretaría Nacional de Riesgos que emitiera un informe y esto dio como resultado que no es apto para que las personas estén ahí ni que se albergue patrimonio, “pues puede desplomarse”.

“En esta semana que acaba de transcurrir se cerraron todos los repositorios y se conoció que iban a dejar para consulta solamente lo digital, y nos preguntamos dónde estaba la planificación que sustentaba esa decisión”.

Ante el cierre de la instalación, Rocha manifiesta que se quiere saber dónde se van a colocar los bienes patrimoniales y el plan de contingencia que se haya concebido en este tiempo intermedio para el traslado de los repositorios, así como las condiciones del edificio receptor.

Dentro del Aranjuez está el Fondo Antiguo Jacinto Jijón y Caamaño, una de las bibliotecas de libros históricos más importantes de Ecuador, que antes perteneció a Federico González Suárez. También está el Fondo Carlos Larrea, con libros antiguos provenientes de las colecciones de bibliotecas de grandes historiadores de Ecuador, entre los que hay incunables.

Rocha menciona –además– la biblioteca especializada en Ciencias Sociales, otra de fondos audiovisuales con partituras, obras clásicas, videos que si se quiere hacer la historia de la música en Ecuador no se puede prescindir de ese fondo. “Hay pianolas, instrumentos antiguos, de los primeros discos de carbón con los aparatos para la escucha, gramófonos”.

Otros bienes importantes presentes en el Aranjuez son el Fondo Nacional de Fotografía con millones de fotos. También está el Fondo arqueológico en dos pisos completos con 12 mil piezas.

Rocha añadió que hay más de 5 mil piezas coloniales, la mayoría pinturas, “pero también mobiliarios con bargueños de diseños muy detallados de varias clases de madera”, cada uno excepcional, pues llevaba años fabricarlo.

Sobre el comunicado

Ana Rosa Valdez, historiadora del arte y miembro del equipo editorial del sitio web www.paralaje.xyz, opina que “el comunicado del Ministerio de Cultura salió un poco tarde cuando ya había muchos rumores y especulaciones frente al silencio de las autoridades, incluso ya el repositorio estaba cerrado”.

Afirmó que tenían datos que no sabían hasta qué punto eran oficiales, “pero ya el ministro narró los antecedentes y cómo en 2019 gestionaron otra inspección”.

Valdez señaló que ante el comunicado se queda “un poco más tranquila”, pues hay una versión oficial de lo que está sucediendo, aunque les genera mucha inquietud que no se establezca cuál va a ser el nuevo lugar donde irán los bienes que se guardan en el edificio Aranjuez.

Para la especialista, se evidencia que hubo muchos años de malos manejos técnicos y la falta de visión de política cultural dirigiendo este proceso por buen camino, “pues aunque las autoridades actuales tengan la mejor voluntad, esta situación la heredan y les cae encima”.

Cuestiona a los ministros que, aunque no estuvieron mucho tiempo, manejaron más recursos. Considera que si no hubieran hecho visible el malestar mediante la carta, quizás hoy no se conociera el comunicado, pues “se manejaba el asunto de manera no pública”.

Reconoce que ha habido otras voces que también han pedido solucionar el problema del Aranjuez y mencionó, entre otros, los nombres de Malena Bedoya y Alexandra Kennedy, quienes han increpado este silencio.

Valdez espera que se resuelva el nuevo lugar. “No queremos que Unasur sea una de las posibilidades, pues está muy lejos de los centros de producción del conocimiento, de las universidades, una ventaja que sí tenía el Aranjuez”.

Enfatizó que la prioridad número uno era cuidar la vida de las personas que trabajaban allí, y ya está cumplida; pero ahora hay que garantizar la conservación de los bienes en condiciones técnicas adecuadas y el acceso a ellos. (I) 

================================================

Ministerio de Cultura da a conocer sus medidas

El comunicado del Ministerio de Cultura y Patrimonio que se conoció el 16 de enero confirma que “desde 2012 se levanta la primera alerta con respecto al edificio Aranjuez, el cual es contenedor de la colección nacional de bienes culturales y patrimoniales de Ecuador
que consta de las reservas de arqueología; arte colonial y republicano; arte moderno y contemporáneo; así como de los fondos bibliográficos de la Biblioteca de Ciencias Humanas y los depósitos documentales del Archivo Histórico”.

El Ministerio de Cultura y Patrimonio aclara en el documento que, pese a que existió un informe técnico con fecha 27 de junio de 2017, que instaba “a desalojar de manera inmediata” el edificio Aranjuez ante la posibililidad de eventos sísmicos, esto no sucedió y el edificio siguió siendo ocupado y “no se realizó ninguna acción de mitigación de riesgos”.

Ante esta situación esta cartera de Estado dio a conocer cuatro acciones inmediatas:

1. Se ordenó la evacuación de todo el personal del edificio Aranjuez.

2. Se elaboró un plan de contingencia para el cierre temporal de las reservas, fondos
y depósitos documentales.

3. Se inició la búsqueda de un lugar adecuado para albergar estos repositorios de bienes
culturales y patrimoniales.

4. Se generó una solicitud de recursos económicos al Gobierno Central, para el traslado de los
bienes, la que ha sido aprobada y está en proceso de asignación el nuevo lugar.

El Ministerio de Cultura y Patrimonio confirma en su comunicado su decisión de asumir con responsabilidad la urgencia de este proceso de reubicación de los bienes del edificio Aranjuez, “que ha sido largamente postergado, por lo que trabaja incansablemente y con toda la celeridad que amerita la preservación de los bienes culturales y patrimoniales, teniendo en cuenta todos los criterios técnicos que un traslado de esta complejidad supone”. (I)

Cuentos de Cartón
¿Has escrito cuentos que
te gustaría compartir?

¡Esta es la oportunidad de publicarlos! #CuentosDeCartón es una iniciativa de @CartonPiedraET para impulsar la creatividad literaria .
¡Nos interesa leerte!

Quiero participar

Medios Públicos EP