El odio propagado en las redes sociales

- 07 de noviembre de 2019 - 00:00

¿Cuál es nuestro papel como usuarios de una red social? Las respuestas para esta pregunta abarcarían acciones como respetar los distintos puntos de vista y mantener una convivencia pacífica al momento de interactuar con los demás. Sin embargo, esta realidad se mantiene en una utopía.

Las redes sociales están tan ligadas a nuestras actividades de comunicación que se han convertido en una nueva herramienta para fomentar el odio y la discriminación. Existen elementos como los estereotipos, los prejuicios y la estigmatización que han fomentado esta exclusión a los demás.

Los estereotipos son ideas preconcebidas e impresiones sobre distintos grupos sociales que las personas piensan muchas veces sin fundamentos. No obstante, estas impresiones pueden ser tanto positivas como negativas al grado de crear prejuicios sobre un grupo social y estigmatizarlos completamente.

Las personas generalmente son víctimas de discriminación por: características físicas, su origen étnico, raza, sexo, edad, condición social o económica, estado de salud, religión, opiniones, preferencias sexuales, estado civil y otras diferencias. No podemos actuar fomentando esta exclusión hacia los demás en un espacio que está diseñado para tener una relación pacífica y entretenida.

Debemos alejarnos de cualquier idea que promueva la discriminación de cualquier forma, solo así existirá una sana convivencia. (O)

Carolina del Rocío Changoluisa Barahona


Te recomendamos
Medios Públicos EP