La craneoplastia 3D devuelve la felicidad a Segundo y Nancy

- 04 de abril de 2018 - 00:00
Foto: tomada de la página www.raomed.com.ar

El Hospital de Especialidades Teodoro Maldonado del IESS realizó el procedimiento a cuatro pacientes que sufrieron aneurisma o tumores. La cirugía permite reparar la parte ósea afectada.

Segundo Padilla, de 68 años y Nancy Gómez, de 49,  sobrevivieron a un aneurisma cerebral que sufrieron inesperadamente. En ambos las cirugías por la que pasaron les dejaron como secuelas el hundimiento de una parte de su cráneo.

A Segundo su apariencia lo alejó de su actividad como pastor de la iglesia de cooperativa en la que vive. “Cuando las personas me veían predicar algunas se reían. Dejé de salir para no sentirme mal, pero ahora volví a ser igual”.

Mientras que a Nancy la deformidad en su cabeza la llevó a deprimirse. “Me hacía cerquillos para que no se me viera pero igual se notaba. Cuando iba a las reuniones en el colegio de mi hija me preguntaban qué me pasó y eso me incomodaba”.

Sin embargo, sus historias dieron un giro luego de ser elegidos para someterse a una craneoplastia 3D con implante de prótesis a la medida en el Hospital de Especialidades Teodoro Maldonado Carbo del IESS.

En el nosocomio se realizan al año 450 cirugías craneales, de las cuales el 30% son emergencias que requieren craneotomía.

Arturo Álvarez, jefe de la unidad de neurocirugía y responsable de la operación, aseguró que estos pacientes van a requerir una prótesis o una cirugía de tipo craneoplastia. “El hospital es pionero en hacerla y es la primera institución del IESS en realizarla”.

Asimismo explicó que la intervención consiste en reparar la parte ósea del cráneo.

Entre los cuatro casos que se han sometido a la intervención están pacientes que sufrieron un aneurisma cerebral,  accidentes de tránsito con fractura en el cráneo y con tumores en los que no se ha podido colocar el hueso después de tres meses.

Él asegura que a diferencia de la prótesis tradicional que  son como tipo mallas y  más rectas, las que son en 3D tienen un diseño personalizado y acorde con el paciente, sobre la base del modelo y dimensión del cráneo.

La elaboración se da a través de una tomografía especializada que realiza cortes simétricos para armar el implante.  Su fabricación se hace desde una casa comercial en Alemania.

Múltiples beneficios
Uno de los beneficios que  genera este tipo de cirugías -añadió Álvarez- es reducir y evitar complicaciones operatorias. El procedimiento dura una hora y el paciente necesita estar  hospitalizado por tres días. También la colocación de la prótesis en 3D repara los defectos de fuerza muscular causados por los aneurismas y otras enfermedades. Además mejora la autoestima  de los pacientes.

“Ellos llegan deprimidos al consultorio, les cuesta salir, no quieren acudir a sus labores pero después de que son intervenidos retoman su vida”, explicó el neurocirujano.

Ese fue el caso de Segundo  quien volvió a predicar y de Nancy, que espera regresar a su trabajo como inspectora de un correccional de menores en Machala.

“Volví a verme como antes,  sentirme segura y ya no deforme. Estoy agradecida por estar con vida y poder compartir con mi hijo”, relató la madre de familia.

Asimismo, Rosa Angulo, de 59 años, volvió a sus actividades en su casa. Inicialmente, cuenta su esposo Demesio que ella pasaba pensativa, en ocasiones se tocaba la parte que le faltaba en el cráneo y se ponía a llorar.  “Se sentía incómoda al salir y prefería permanecer en casa”.

Rosa hace cinco años tuvo  un tumor cerebral y luego un aneurisma, que tras someterse a varias operaciones le dejaron  hundido el lado derecho de la cabeza. “Ahora ella me acompaña a hacer compras, se ríe. Volvió a ser la misma”. (I)  

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Somos Familia
Somos familia

¿Buscas la armonía en tu hogar? Aquí encontrarás algunas ideas para aplicar con tus hijos.

Suscribirse Ejemplo