Kits estudiantiles mantienen la vestimenta típica

- 26 de agosto de 2018 - 00:00
Para los padres de familia esta entrega representa un apoyo para que sus hijos sigan con los estudios sin inconvenientes, y como muestra de agradecimiento realizaron un baile típico.
Foto: Elizabeth Maggi / EL TELÉGRAFO

Los atuendos son los tradicionales de los indígenas de la provincia de Chimborazo. Los niños usan poncho rojo y las pequeñas, anacos, bayetas (cinturones) y blusas blancas.

A paso ligero, María Poma camina por una de las calles de segundo orden de su comunidad Guisell, de la parroquia Columbe, en el cantón Colta, provincia de Chimborazo. A su lado van sus tres hijos de 16, 11 y 9 años de edad.

El apuro de esta mujer se hace evidente cuando ingresa a la unidad educativa intercultural bilingüe Hualcopo Duchicela, ubicada en el centro de la parroquia. Ella está emocionada debido a que recibirá uniformes escolares para sus tres jóvenes estudiantes.

“Esta acción es muy importante para nosotros. Por ello nos preparamos para recibirles. Gracias a esta ayuda alivian nuestras cargas económicas”, señaló Poma.

La demora de María se debió a que a su última hija, la pequeña Sonia, había perdido su bayeta, la cual minutos después apareció.

Este es un adorno esencial en la vestimenta indígena porque rodea el anaco y a su vez lo sostiene. Es como una correa.

Para Poma, la vestimenta de sus hijos siempre tiene que ser impecable.

Ella considera que sus niños deben sentirse orgullosos de sus raíces y mostrar la ropa autóctona es una prueba de ello. “Me gusta que siempre estén bien arregladitos, limpiecitos  y con la ropa que nos caracteriza. A mi hijo suelo tenerle listo su poncho rojo cuando sale en presentaciones y hoy (21 de agosto), que tiene una intervención en el programa”, señaló Poma.

Mantener las costumbres

Como ella, decenas de madres y padres de familia acudieron hasta la institución, considerada Guardiana de la Lengua porque protege la lengua quichua. También todo lo que caracteriza a los pueblos indígenas, así como sus costumbres y tradiciones.

La unidad educativa Hualcopo Duchicela tiene 38 años de funcionamiento y 975 estudiantes. En esta escuela trabajan 62 profesores, de los cuales el 60% son bilingües y el 40% restante imparten sus clases en español.

“De hecho, aquí enseñamos a los jóvenes la estructura gramatical de tres idiomas, principalmente el quichua. Este es el idioma que todos manejamos, pues la parroquia es 100% indígena. Pero también nos enfocamos en el español y a su vez en el inglés”, manifestó Julián Chicaiza, docente de la lengua quichua.

Él hizo hincapié en la importancia de mantener la cultura entre los pobladores, en especial en los niños. “Esto empieza por la vestimenta; ellos saben que eso les identifica. No tienen por qué avergonzarse y nosotros estamos para reforzar su identidad y origen”, señaló.

Entrega de kits escolares
Cada inicio escolar, el Ministerio de Educación entrega en la zona rural kits estudiantiles para todos los años. En cambio, en el área urbana, esta actividad se concentra en los estudiantes de la etapa inicial.

Con una inversión de $ 1’719.000, esta cartera de Estado dio a Chimborazo 28.194 kits en planteles hispanos y 17.168 a estudiantes del sistema intercultural bilingüe.

En este último, los uniformes dependen de la cultura y nacionalidad de los alumnos. Por ejemplo, en Columbe se dio a cada estudiante un calentador, un suéter, dos camisetas y un poncho rojo. Para las mujeres, anaco, bayeta y blusa, indicó Carolina Báez, coordinadora zonal de Educación.

Para los padres de familia, estos uniformes son un apoyo para que sus hijos sigan con los estudios y sin inconvenientes. Por eso hicieron una presentación con el baile típico del lugar, en medio de aplausos, risas y diversión.

 “A veces tenemos dos o tres hijos y comprar uniformes para todos es un gasto  muy grande. Nosotros vivimos de la agricultura y no tenemos muchas ganancias”, dijo Francisca Morales, madre de familia que sonríe mientras su hijo participa en la presentación.

En este cantón, el 70% de los habitantes son indígenas y el 30% restante, mestizos.

El idioma predominante es el quichua, especialmente entre las mujeres y los jóvenes. Los adultos son bilingües.  (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: