Jubilados que gustan de la aventura tienen cinco destinos

- 02 de junio de 2019 - 00:00

Jubilarse no es sinónimo de dejar de lado el espíritu aventurero. Bajo esa premisa, un equipo de la BBC realizó un listado de los cinco mejores países para que los adultos mayores que gusten de la aventura vivan. Tres de los destinos elegidos están en Latinoamérica.

El primero, por su clima, es Colombia. La cercanía de ese país con la línea ecuatorial le da a esa nación 12 horas de luz solar diaria todo el año. A esto se suman impresionantes cadenas montañosas y hermosas playas. La gran cantidad de volcanes y una de las barreras de arrecifes más grandes del mundo cerca de las islas de San Andrés y Providencia son algunos de los principales atractivos para los adultos mayores, principalmente de Europa, que escogen este país para vivir. Para una visa de jubilación se requiere una pensión pública o privada al menos de tres veces el salario mínimo nacional. Esto es cerca de $ 700 mensuales.

El clima tropical es el atractivo de Costa Rica. Muchos jubilados optan por las zonas costeras o el Valle Central, cerca de la capital, San José. La alta cantidad de playas que hay en ese país, los senderos de los parques nacionales y la selva tropical atraen a los excursionistas y amantes de la vida silvestre.

Obtener la residencia en la nación centroamericana es relativamente fácil. Muchos adultos mayores optan por el estatus de pensionado, un programa de visa dirigido a los jubilados. Todo lo que necesita es un ingreso mensual de $ 1.000 de la seguridad social o una pensión garantizada por el gobierno, y un compromiso de permanecer en ese país cuatro meses al año.

En Nicaragua, otro país de Centroamérica, los surfistas, de todas las edades, se sienten atraídos por la costa del Pacífico.

Uno de los requisitos clave para vivir en Nicaragua es que los solicitantes tengan 45 o más años de edad y un ingreso mensual estable al menos de $ 600.

Camboya, país en el sureste asiático, atrae a una ola de jubilados por sus coloridas pagodas, islas tropicales y atracciones, como Angkor Wat, el monumento religioso más grande del mundo. Camboya ofrece una gama de actividades que se adaptan a una creciente industria turística, desde el kayak (a través de manglares en Koh Kong y cascadas en la provincia de Kampot) hasta la observación de aves en Siem Reap. Las personas que se jubilan, la mayoría, en Camboya actualmente optan por una visa de negocios, lo que les permite trabajar o iniciar un negocio en el país.

El último país de la lista, también asiático, es Malasia. Ha sido mucho tiempo un destino de elección para los buceadores, adultos mayores que llegan atraídos por sus aguas cristalinas y cálidas, y también por la abundancia de peces tropicales. (I) 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: