Contaminación del agua afecta a mujer rural en Ecuador

16 de octubre de 2013 - 00:00

Por el Día Internacional de las Mujeres Rurales, la Asociación de Mujeres de Juntas Parroquiales Rurales del Ecuador (Amjupre) expuso las condiciones que les afectan actualmente: baja productividad de la tierra,  escasez y contaminación del agua, y trabajo no remunerado.

También se refirieron a la  falta de educación, acceso limitado a espacios políticos y la falta de facilidades de tecnología de la información.

Luz Haro, directora de Amjupre, aclaró que de los “14 millones de ecuatorianos el 50% son mujeres y de éstas un 30% vive en el sector rural”.    

“De 14 millones de ecuatorianos, el 50% son mujeres y de éstas un 30% vive
en el sector rural”
Muchas de estas mujeres son sometidas a la violencia doméstica y, además, a la marginación. “Solas no avanzamos ni a la esquina”, dijo en alusión a un proceso de integración de estas mujeres que empezó en los noventa.

Además, propusieron la implementación de la Agenda Política de las Mujeres Rurales de América Latina y el Caribe. “Tenemos derecho a la educación de calidad, es hora de visibilizarnos; los gobernantes deben volver los ojos al campo”, sostuvo Marcela Choliquinga, dirigente de la comunidad Macagrande de la parroquia Paoló (Cotopaxi),  

El primer Día Internacional de las Mujeres Rurales se celebró el 15 de octubre de 2008, y fue establecido un año antes a través de la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU).     

Para esta declaración el organismo internacional valoró “la función y contribución decisivas de la mujer rural, incluida la mujer indígena, en la promoción del desarrollo agrícola y rural, la mejora de la seguridad alimentaria y la erradicación de la pobreza rural”.

La ONU determinó que el 15 de octubre se celebre el Día Internacional de las Mujeres RuralesEl titular de la ONU, Ban Ki-moon, aseguró que “el empoderamiento de las mujeres rurales es crucial para poner fin al hambre y la pobreza. Al negarles derechos y oportunidades, negamos a sus hijos y a las sociedades un futuro mejor”.

Zoila Bermello, de la parroquia San Plácido (Manabí), considera importante la adecuación de un infocentro en esta y en otras parroquias. “Esto nos permite acceder a información y nuevas formas de comunicación a las que no estábamos acostumbradas”, citó como parte de las necesidades que -dice- les afectan desde hace años.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: