"Doy gracias a Dios por permitirme volver a América Latina"

05 de julio de 2015 15:18

El papa Francisco arribó a las 14:44 al aeropuerto Mariscal Sucre de Quito, donde fue recibido por el presidente de la República, Rafael Correa, entre otras autoridades.

El Pontífice llega con un aclamado mensaje de "justicia social" para los pobres, en una gira que incluye también a Bolivia y Paraguay.

Francisco, de 78 años y quien estará en Ecuador hasta el miércoles, ofrecerá en este país su primer mensaje a Sudamérica, adonde regresa tras participar en 2013 en Brasil en las Jornadas Mundiales de la Juventud.

América Latina concentra a la mayoría de los 1.200 millones de católicos en el mundo.

"Quiero ser testigo de esta alegría del evangelio y llevarles la ternura y la caricia de Dios, nuestro Padre, especialmente a sus hijos más necesitados, a los ancianos, a los enfermos, a los encarcelados, a los pobres, a los que son víctimas de esta cultura del descarte", anticipó el Papa antes de empacar maletas.

Ya en territorio ecuatoriano, el Sumo Pontífice dijo que da "gracias a Dios por permitirme volver a América Latina". (I)

Contenido externo patrocinado