Chimboracenses salieron a las calles para 'defender' su territorio

16 de agosto de 2016 16:25
A la cabeza de la movilización estuvieron alcaldes, representantes de los 10 cantones de la provincia, el gobernador y dos asambleístas.
Foto: Elizabeth Maggi / El Telégrafo
Lectura estimada:
Contiene: palabras

Alrededor de 10 mil chimboracenses recorrieron las principales calles de Riobamba en una marcha que definieron como apoyo a una parte del territorio de la provincia que al momento mantiene una disputa con Cañar.

Los sectores a definirse abarcan Juval y Guangras, límite entre Chimborazo y Cañar, en este mismo sitio se disputan el lugar denominado Seteleg-Chunchi. Alrededor de 60 mil hectáreas estarían en discusión.

Las comunidades se ubican a 3.200 metros sobre el nivel del mar, su población bordea las 2.200 personas, forman parte de la parroquia Achupallas a 45 minutos de Alausí, debido a la productividad de la tierra viven de la agricultura y ganadería.

La marcha inició en el parque Sesquicentenario, ubicado al norte de Riobamba, y a la cabeza estuvieron alcaldes, representantes de los 10 cantones de la provincia, el gobernador y dos asambleístas.

Los moradores de las zonas involucradas en la disputa madrugaron desde las 04:00, dicen no entender porque es la confusión. “Por heredad, por historia, somos de Chimborazo, sufragamos aquí, la cédula dice Chimborazo, los que vivimos allí estamos apoyando esta marcha, no entendemos por qué dicen que pertenecemos a Cañar” indicó, José Quishpe habitante de Guagras.

Las personas portaban letreros que indicaban que “no cederán ni un centímetro de tierra” y “el territorio es nuestra herencia”. Los marchistas descendieron por la avenida Daniel León Borja, caminaron 25 cuadras hasta concentrarse en la plaza Alfaro.

En este sitio las autoridades se dirigieron a los presentes, recalcaron que la culpa de esta movilización se debe “a malos funcionarios del Comité Nacional de Límites Internos (Conali)”, consideran que no realizaron su trabajo de forma óptima.

“Solicitamos al Presidente de la República que despida a los representantes (del Conali), ellos no verificaron el territorio, todo lo hicieron desde un escritorio, como puede ser posible que ni siquiera preguntarán a los involucrados, debían acudir a las zonas de conflicto para que vean que la gente de ahí se siente chimboracense”, indicó Mariano Curicama, prefecto de Chimborazo.

Curicama enfatizó que debido a un mal informe de los técnicos no pudieron tener la consulta popular que solicitaban. “Eso es lo que queríamos, pero no se dio, respetamos eso, ahora pedimos respeto, son comunidades que pertenecen a Chimborazo, no cederemos”, añadió.

Las autoridades señalaron que llegarán hasta las últimas consecuencias si no se respeta el territorio de la provincia. “Estamos realizando manifestaciones pacíficas, seguiremos movilizándonos, no vamos a permitir que se cercene el territorio, los habitantes de Juval y Guangras están aquí, ¿cómo van a dividir si ellos mismo quieren pertenecer a Chimborazo?”, manifestó Manuel Vargas, alcalde de Alausí. (I)

Las más leídas