Más de $ 2.600 millones entregó el gobierno de Correa al Municipio de Quito en 10 años

- 07 de diciembre de 2016 - 00:00
Quiteños llenaron la noche del lunes la Plaza Grande, donde hubo fuegos artificiales.
FOTO: Presidencia de la República

Desde 2007 se invirtieron más de $ 159 millones en seguridad. La ciudad creció y dinamizó su economía con el proceso de la Revolución Ciudadana. Con Hábitat III se mostró al mundo.

Con la sesión solemne efectuada ayer en el Teatro Sucre y que fue presidida por el presidente de la República Rafael Correa, y el alcalde de Quito, Mauricio Rodas, la capital cerró las celebraciones por sus 482 años de fundación española.

Este acto, al que asistieron ministros de varias carteras de Estado, concejales, entre otras autoridades, empezó con la premiación de destacadas figuras, cuya trayectoria es reconocida en ámbitos como el cultural, deportivo, político o social. Entre los personajes ilustres más reconocidos estuvieron Oswaldo Viteri, Claudio y Humberto Jácome, Javier Vásconez y Carla Pérez.

De igual manera, se realizó un homenaje post mortem al exalcalde de Quito, Álvaro Pérez Intriago, y al expresidente Sixto Durán-Ballén.

Tras la entrega de las condecoraciones, el alcalde de Quito, Mauricio Rodas —quien dio un discurso que se asemejó más a una rendición de cuentas porque se extendió por casi dos horas y media— destacó las obras finalizadas por su administración y aquellas que aún se encuentran en curso. Durante su larga intervención puso de relieve uno de los proyectos que, según dijo, es uno de los más trascendentales de su gestión: el Metro de Quito.



Tras efectuar un recuento de los trabajos que emprende el Municipio de Quito, Rodas finalizó su intervención no sin antes destacar que su administración da prioridad a 3 ejes que considera fundamentales: movilidad sostenible, recuperación del espacio público y solidaridad.

Una vez finalizada su ponencia, el presidente de la República, Rafael Correa, dijo que para mantener “lo solemne de la sesión, considerando que ya se dijo demasiado, voy a cortar mi discurso y la parte que hablo de lo que el Gobierno Central ha hecho por Quito se la envío por escrito para que quede registrado en el acta de la sesión”.

Al pronunciar estas palabras, Correa dejó ver su evidente malestar por el prolongado discurso del alcalde Rodas. Asimismo, aclaró que toda la obra emprendida por el Cabildo quiteño es posible gracias a las asignaciones efectuadas por el Gobierno Nacional.

De 2007 a 2016 se entregaron por concepto de asignaciones de ley al Municipio —actualmente administrado por Mauricio Rodas—$ 2.617,72 millones.

El Mandatario defendió el proyecto de la ley de plusvalía

El Presidente de la República aprovechó la sesión solemne para dar a conocer la importancia de este proyecto para terminar con la “especulación inmobiliaria que genera ganancias ilegítimas”.

Según Correa, esto ayudará a los municipios y a los ciudadanos a recuperar la plusvalía generada por la obra pública y que va a parar a manos de personas que manejan información privilegiada.  

“La plusvalía tiene que ser recuperada porque es generada por recursos de todos los ciudadanos. No se trata de una imposición, sino de una devolución”.

Según aseguró, la ley de plusvalía evitará burbujas inmobiliarias y ayudará a los municipios a regularizar el problema de los catastros que son la base del impuesto predial. Para finalizar, el Presidente insistió en que la ley en lugar de perjudicar a la ciudadanía la beneficia. “No se dejen engañar, este proyecto no hará daño al país”, puntualizó. (I)  

Comida típica congregó a los quiteños

Los festivales de comida típica y dulces tradicionales -en el norte, centro y sur de la capital- llamaron la atención de los quiteños. Los instalados en plazas como la cívica Eloy Alfaro, al sur de Quito; el Consejo Provincial, en el centro; y en el Ministerio de Agricultura, al norte de Quito, fueron los más visitados. En estos sitios se ofrecieron locro de papa, hornado, fritada, empanadas de morocho, entre otros.

María Tejada vendió pristiños y buñuelos. Diariamente logró comercializar 100 productos. “Invertí $ 200, pero la ganancia se duplicó”, aseguró la mujer. También las cevicherías de la capital se agolparon de ciudadanos, quienes decidieron curar la ‘resaca’ de las fiestas con encebollado y otros mariscos.

La noche del lunes se realizaron fiestas populares en diferentes barrios de la capital, como La Ofelia, en donde hubo salsa, merengue y la infaltable música nacional. En el Centro Histórico se realizó el concierto de la artista española Rosario. La intensa lluvia no amilanó a los quiteños.

Las fiestas en la capital concluyeron ayer con la sesión solemne y el festival de chivas, que se realizó desde la avenida Naciones Unidas.

Calles como La Ronda también fueron visitadas por los turistas nacionales y extranjeros. En este lugar se instalaron juegos tradicionales; además, en bares, restaurantes y viviendas los quiteños jugaron 40. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: