Analistas supervisan las ráfagas de viento en la Sierra ecuatoriana

- 02 de julio de 2019 - 17:38
Un monitor gigante muestra las actividades mundiales de los vientos en las oficinas del Inamhi en Quito. Foto: Víctor Vergara/Medios Digitales

Juan Soto, controlador de tránsito aéreo de la Dirección de Aviación Civil del Ecuador (DAC), afirmó que las fuertes ráfagas de viento que se suelen presentar en los meses de julio y agosto de cada año en Quito no presentan mayores problemas para el trasporte aéreo.

El experto aseguró que existen fenómenos de viento que se registran constantemente sobre el aeropuerto Mariscal Antonio José de Sucre de Quito.

En particular mencionó los reportes por parte de pilotos sobre la ocurrencia de fuertes vientos en la zona.

Este es un fenómeno típico de la región Interandina del Ecuador, donde entre los meses de junio, julio y agosto de cada año se presentan fuertes corrientes que sorprenden a los habitantes de ciudades como Quito, Riombamba, Latacunga y Loja.

A ello se suman las preocupaciones de si este factor vital del clima afecta al tránsito aéreo civil en el país. A su vez, se agregan mayores inquietudes cuando ocasionan peligros en las grandes urbes.

Un reciente hecho conmocionó a los quiteños, el viernes 21 de junio de 2019, cuando un árbol de grandes proporciones cayó sobre un automóvil en una avenida principal de la capital.

Aunque no causó heridos, el incidente generó preocupación entre los transeúntes. 

Lea también:

Árbol enorme cae sobre un taxi en Quito a causa del viento

Protocolos aéreos a seguir

De acuerdo con Soto, se siguen procesos estandarizados internacionales que permiten conducir a las aeronaves de forma estable en estos casos.

Si un piloto no se siente cómodo por fuertes vientos al momento de realizar el aterrizaje de su aeronave, la DAC ejecuta un protocolo.

Primero se contactan con la nave y con la ayuda de un radar satelital guían al avión por el norte de la zona del Ilaló (noreste de Quito) para colocarlo en una ruta alterna y de ese modo pueda tocar tierra de forma segura.

El procedimiento no retrasa el tiempo de vuelo de ninguna nave que ingresa a Quito.

"Usualmente nosotros vemos esto en el aeropuerto de Quito, de Catamayo (Loja) y de Galápagos, donde es propio de la naturaleza", manifiesta Juan a EcuadorTV. Foto: Medios Públicos

El experto señaló que aeropuertos de todo el mundo como el de Madeira (Portugal); el JFK de Nueva York o el de Denver (EE.UU.) se presentan "verdaderos" problemas por fuertes vientos e invierno.

La DAC tiene su propio monitoreo de fenómenos meteorológicos. Para complementar su información, consultan con el Instituto de Meteorología e Hidrología del Ecuador (Inamhi).

La importancia del factor viento sus incidencias

Javier Macas, técnico en pronóstico del Inamhi, indicó que el viento es el principal factor climatológico que se monitorea en sus instalaciones. Ello permite saber si las masas de aire vienen secas, frías o húmedas desde el océano Atlántico o el Pacífico.

Explicó que las ráfagas de viento pueden producirse por el diferencial térmico entre dos circulaciones de aire frío o caliente.

Los vientos más fuertes, de 60 km/h, se registran en la región Interandina de Ecuador entre mediados de junio hasta principios de septiembre.

En el sector de los Valles, sur y norte de Quito se presentan los vientos más rápidos, entre las 10:00 y 16:00.

El experto recomienda a la ciudadanía a evitar circular cerca de postes propensos a caerse y en zonas donde se construye en las cuales podrían caer elementos de peligrosidad.

/Medios Públicos (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: