Especial coronavirus

La Legislatura deberá elegir a un cuarto vicepresidente

En un plazo de 15 días, el Jefe de Estado deberá enviar la terna de elegibles para que ocupen el cargo de segundo mandatario. Este deberá desempeñar sus funciones hasta mayo de 2021.
08 de julio 00:00

Tras la renuncia de Otto Sonnenholzner a la vicepresidencia de la República, la expectativa se centra en la terna que deberá enviar el jefe de Estado, Lenín Moreno, a la Asamblea Nacional, en un plazo de 15 días.

El Legislativo deberá decidir, con 70 votos a favor, quién será el cuarto vicepresidente que acompañará al Primer Mandatario, en su último año de gestión.

La norma contenida en el artículo 150 de la Constitución determina que la Asamblea seleccionará al vicepresidente con el voto de la mayoría absoluta de sus integrantes.

La Constitución ordena que “en caso de que el pleno no designe al vicepresidente en el plazo señalado, se declarará, a través del ministerio de la ley, como electo al primer candidato de la terna”.

El secretario jurídico de la presidencia, Juan Javier Canessa, acudió al Parlamento para ingresar el documento de la renuncia de Sonnenholzner.
Minutos después, César Litardo, presidente de la Asamblea, a través de su cuenta de Twitter informó que la renuncia será puesta en conocimiento del pleno para su aprobación, tal como lo señala la Constitución.

El asambleísta Patricio Donoso, de CREO, explicó que conocen la disposición constitucional para designar al nuevo vicepresidente, por lo que esperan hacerlo en el tiempo establecido tan pronto reciban la terna.

Esteban Torres, del Partido Social Cristiano-Madera de Guerrero (PSC-MG), indicó que los tres nombres que envíe el Jefe de Estado no deben ser necesariamente políticos y en caso de ser ministros deberán renunciar a su cargo con anticipación. “La persona que sea designada debe ser honorable, alejada de los escándalos, que pueda dar estabilidad al Gobierno en estos últimos meses”, afirmó el legislador.

Torres anunció que entre los nombres “positivos” que ha escuchado se encuentra el del titular de la Secretaría de Ciencia y Tecnología (Senescyt), Agustín Albán.

Sobre quienes conformarán la terna dos nombres más se escuchan con fuerza en redes: el de la ministra de Gobierno, María Paula Romo, y el del activista social Wilson Merino. Sin embargo, desde el Ejecutivo aún no se han mencionado de manera oficial los integrantes de la terna.

El exsecretario de Comunicación, Gustavo Isch, dijo que es un tema que se está analizando; tampoco se ha nombrado un vicepresidente encargado.

El exsegundo mandatario lideraba los programas como la Agenda 2030 para el desarrollo sostenible, Coordinación del Diálogo Nacional y la Coordinación de los Gabinetes: Sectorial, Económico y Productivo, Recursos Naturales, Hábitat e Infraestructura, de los Social y de Seguridad.

La despedida

La semana anterior, Sonnenholzner declaró a medios de comunicación que existe la posibilidad de que participe en las elecciones del año 2021.
Incluso, en las redes sociales del exfuncionario se puede observar el hashtag #Ottosigue, el cual es replicado por sus seguidores en Twitter. Pero hasta el momento se desconoce qué partido político lo apadrinará y para cuál de las dignidades.

Durante su intervención, a través de una cadena nacional, agradeció al presidente Lenín Moreno por darle la oportunidad de servir al país y a quien considera una buena persona. “He servido a su lado con lealtad y convicción”, apuntó.

Añadió que ocupaba su función no por el sueldo, ni los honores, pero “siento que este cargo se convierte en un impedimento para servir y aportar a los temas más relevantes del país”.

El Jefe de Estado, en un comunicado, agradeció y felicitó el trabajo de Sonnenholzner. “Gracias por haber cumplido con la misión y la estrategia que te fueron encomendadas, atender integralmente a los más vulnerables del país”.

Varios funcionarios del actual gobierno se pronunciaron respecto a este tema. José Valencia, canciller de la República, dijo que le augura lo mejor. “Ha sido un honor trabajar con usted en momentos complejos para el país, donde el servicio público se ha probado que no es un concepto sino un concreto testimonio de valores y dedicación cívica”.

Sonnenholzner fue el tercer vicepresidente. Se mantuvo en el cargo por 18 meses, más tiempo que el de sus antecesores: Jorge Glas, quien cumple una condena de 6 años de prisión por asociación ilícita y ejerció el cargo 7 meses; y María Alejandra Vicuña, quien renunció a la Vicepresidencia a los 12 meses de su nombramiento, debido a la denuncia en su contra por el delito de concusión, es decir por pagos ilegales de colaboradores cuando fue legisladora; por eso fue sentenciada a un año de cárcel.

En el caso de Vicuña, el pleno, con 70 votos, la declaró como vicepresidenta en enero de 2019. Mientras que Sonnenholzner obtuvo 90 votos de las diferentes bancadas para su nombramiento. (I)