Gobierno entrega aval de crédito para Quito

- 14 de julio de 2019 - 00:00
El embajador ecuatoriano en EE.UU., Francisco Carrión (izq.), y el gerente de la empresa de Agua de Quito firman los documentos que avalan el crédito.
Cortesía Municipio de Quito

El BID otorgará $ 87,1 millones como parte de un fondo que se utilizará para mejorar los servicios de agua y saneamiento en la capital ecuatoriana.

El aval económico otorgado por el Ministerio de Finanzas permitió a la Empresa Pública Municipal de Agua Potable y Saneamiento de Quito (Epmaps) concretar un préstamo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) por $ 87,1 millones.

El gerente de la Epmaps, Carlos Uriarte, firmó el compromiso del crédito en la sede del BID en Washington (EE.UU.).

El préstamo se pagará a 24 años, con un período de gracia de 6,5 años y una tasa de interés basada en la Libor de entre 3,5% y 4%.

Con los fondos se completó el presupuesto que necesitaba la empresa para mejorar los servicios de agua y saneamiento en la capital.

Los recursos del BID se suman a los $ 40 millones que entregará el Fondo para la Promoción (Fonprode), gestionados por la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aecid), y los $ 93,9 millones que corresponden a la contraparte local bajo la responsabilidad de la Epmaps.

Los fondos servirán para la ejecución de obras en beneficio de 300 mil habitantes, principalmente de las parroquias de Calderón, San Antonio de Pichincha, Pomasqui y Calacalí.

Con el presupuesto total de $ 221 millones se financiará la construcción del “Programa de Agua Potable y Alcantarillado para Quito”, que consiste en la construcción de una planta de tratamiento; una línea de conducción de agua potable para beneficiar el norte de la ciudad; así como el mejoramiento de alcantarillado de varias parroquias de Quito.

La nueva planta procesará 600 litros por segundo, en la primera fase, que solventará directamente la provisión del servicio a la parroquia de Calderón.

El programa de agua potable incluye la ampliación y mejoramiento de las plantas de tratamiento de Bellavista y El Troje, la construcción de 16 km de redes primarias y de distribución; 39 km de líneas de conducción, la optimización de 30 sectores hidráulicos y la instalación de 444 medidores de caudal de última generación para grandes consumidores.

Al mismo tiempo, el Cabildo aumentará la cobertura del alcantarillado en las parroquias de Quitumbe, Checa y La Merced.

Personeros de la empresa recordaron que se construye el proyecto Chalpi Grande-Papallacta, que garantizará el agua hasta 2040 y beneficiará directamente a las parroquias nororientales. (I) 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: