Correa defiende la legitimidad de las enmiendas constitucionales

05 de diciembre de 2015 13:28

El presidente de la República, Rafael Correa, defendió este sábado la legitimidad de las enmiendas constitucionales aprobadas por la Asamblea Nacional el pasado jueves con 100 votos. "Lo que se ha hecho es perfectamente constitucional, democrático, que busca aumentar derechos", sostuvo.

Durante el Enlace Ciudadano 453, desde Quito, el Mandatario explicó que fue la Corte Constitucional la que aprobó el mecanismo de enmienda. "Lo dice la Constitución, que se podrán hacer enmiendas con dos tercios de la Asamblea, siempre y cuando no haya retroceso en derechos ni reestructura del Estado", mencionó.  

Correa recordó que al inicio se plantearon 17 enmiendas, una de las cuales no fue aceptada por la CC que indicó que se trataba de una reforma, mientras que las otras 16 pasaron al Legislativo, que tras el análisis eliminó la de la Defensoría del Pueblo por improcedente, y aceptó otras 15 incluso con algunas reformas. 

Uno de los cambios más polémicos introducido por las enmiendas permitirá al presidente de la República y a otras autoridades de elección popular aspirar a la reelección indefinida.

Sin embargo, por sugerencia del actual jefe de Estado, el cambio no entrará en vigor hasta 2021, con lo cual Correa se autoexcluye de buscar un tercer periodo de gobierno consecutivo en los comicios previstos para 2017 y agradeció al Parlamento la aprobación de esta transitoria.

En el Enlace 453, el Jefe de Estado denunció "las mentiras, la falta de argumentos y la violencia" con que los grupos opositores manifestaron su rechazo a las enmiendas con actos que ocasionaron policías heridos.

"La lucha no era contra las enmiendas, quieren volver al viejo país, pero aquí va a mandar la inmensa mayoría que expresó su voluntad en las urnas", advirtió Correa.

"Hemos hecho 15 enmiendas de una Constitución que tiene 444 artículos", manifestó el Mandatario al resaltar que la Carta Magna es perfectible y "debe ser algo dinámico, adaptándose a los nuevos tiempos, a las necesidades de la sociedad". 

"Para eso el pueblo ecuatoriano nos entregó su confianza, más del 70% de la Asamblea Nacional, para que tomemos decisiones, saben que somos gente buena, que vamos a tomar decisiones por el bien común no por el bien de unos cuantos como pretenden otros", apuntó el gobernante. 

"Pero si a alguien le queda alguna duda, esperemos hasta febrero de 2017. Si notan que algunos de sus derechos han sido vulnerados, no voten por nosotros, pero si en verdad no se ha vulnerado ningún derecho, no voten nunca más por los mentirosos de siempre", dijo. 

El paquete de enmiendas constitucionales aprobado incluye modificaciones en el sector laboral público en función de eliminar la distinción entre obreros y funcionarios, considerada por Correa como un anacronismo y por tanto se busca equiparar los derechos de todos los trabajadores e igualar garantías.

También, el Gobierno pretende fortalecer los sectores de salud y educación, declarar la comunicación como un servicio público y fomentar la inclusión de los jóvenes en la vida política del país al reducir a 30 años la edad para poder presentar una candidatura a la Presidencia y la Vicepresidencia de la nación.

"La Constitución de Estados Unidos tiene siete artículos y se le han hecho 27 enmiendas, ninguna por consulta popular, con la aprobación de dos tercios del Senado, y a nadie se le ocurre la idea de que esto ha sido antidemocrático ni de que han cambiado la Constitución", comentó Correa.

El Mandatario reiteró que en los próximos días enviará un nuevo paquete de enmiendas constitucionales a la Asamblea para su correspondiente análisis.

Llamado al diálogo

En este marco, el presidente Correa hizo  llamado a la oposición "decente y verdaderamente democrática" para entablar diálogos con personas de buena fe y que tengan críticas sanas.

“Un llamado a esa oposición verdaderamente democrática, cuidado caen en la trampa de que está polarizado el país con eso nunca hacemos nada. Porque no podemos llamar polarización a 2.000 tipos que se reúnen a tirar piedras frente a cada decisión del gobierno”, dijo.

Abierto al dialogo con los grupos opositores, Correa indicó que "continuaremos escuchando a todos los de buena fe, las críticas sanas, pero así mismo aplicando la ley con total firmeza a aquellos que con la violencia, la mentira y la desestabilización quieren imponer sus caprichos y defender sus intereses grupales". (I)

 

El presidente Rafael Correa durante el Enlace Ciudadano 453 desde Quito. Foto: Presidencia de la República
Lectura estimada:
Contiene: palabras

Te recomendamos

Contenido externo patrocinado