La participación electoral se situó entre 85% y 90%

Tras ganar 6 gobernaciones MAS se consolida como primera fuerza política en Bolivia

- 31 de marzo de 2015 - 00:00
Entre el 85 y 90% de la población participó en las elecciones subnacionales del domingo. Foto: William Orellana / El Telégrafo

La participación electoral se situó entre 85% y 90%

Las elecciones regionales bolivianas del domingo consolidaron al Movimiento Al Socialismo (MAS) como la única fuerza política en Bolivia,  tras haber ganado 6 de 9 gobernaciones, según resultados a boca de urna.

Los bolivianos eligieron 9 gobernadores, 8 subgobernadores, un vicegobernador, 11 ejecutivos seccionales, 19 corregidores, 288 asambleístas territoriales, 18 asambleístas regionales, 46 asambleístas indígenas, 4 asambleístas campesinos, 206 asambleístas poblacionales, 339 alcaldes y 4.026 concejales. En total Bolivia votó por 4.975 nuevas autoridades de un padrón de 6’043.162 electores.

De acuerdo con los primeros sondeos, MAS ganó las gobernaciones de los departamentos: Pando (65,6%), Beni (38,8%), Chuquisaca (47,4%), Potosí (56,7%), Oruro (54,5%) y Cochabamba (60,3%).

En Chuquisaca hay posibilidad de celebrar una segunda vuelta, porque el MAS obtuvo un mínimo del 40% de los votos válidos con una diferencia del 10% en relación a la segunda candidatura más votada, la de Chuquisaca Somos Todos (CST), con 47,1%. En Beni también existe la posibilidad de que haya segunda ronda ya que el partido Nacer obtuvo el 33,3% de los votos, según los conteos rápidos.

En caso de que MAS gane la gobernatura de Beni, sería un triunfo histórico, ya que esta instancia siempre ha estado en manos de la oposición.

Mientras que en Santa Cruz el partido Unidad Demócrata Social (derecha conservadora) tiene 59,9%, en La Paz el partido Soberanía y Libertad (Sol.Bo -centro-izquierda, pero opositor al MAS-)  tiene 52,2%; y en Tarija el partido Unidad Departamental Autonómica (UDA) tiene 47,4%, recopiló Telesur.

La segunda vuelta se celebrará con el mismo padrón electoral el 3 de mayo de 2015.

En lo que respecta a municipios, en la ciudad de El Alto, la opositora Soledad Chapetón, del partido del empresario Samuel Doria Medina (centro-derecha), obtuvo 55% de los votos válidos sobre el oficialista Edgar Patana (28%), que buscaba la reelección.

Chapetón, una joven educadora de 34 años de edad, descendiente de campesinos aymaras, quebró la hegemonía del partido del presidente Morales en esa ciudad.

El Alto es una ciudad vecina de La Paz, habitada mayormente por inmigrantes aymaras y era el principal bastión electoral de Morales, quien no había perdido ninguna elección en ese lugar desde 2005.

En tanto la alcaldía de La Paz permanece en manos del socialdemócrata Luis Revilla, aliado del hoy gobernador electo de La Paz, Félix Patzi.

Según habían adelantado analistas a la AFP, estos resultados no afectarían la estabilidad de Morales, reelegido con el 61% el año pasado para un tercer mandato de cinco años, ni su férrea mayoría en el Parlamento, que le asegura gobernabilidad.

Es, además, el más popular de sus colegas en la región, en momentos en que la economía del país registra sólidos índices de crecimiento.

A inicios de marzo, en el portal de AFP se publicó que el presidente Evo Morales había advertido que no trabajaría con los candidatos opositores que ganen las elecciones. Sin embargo, la Agencia Boliviana de Información (ABI) publicó que ayer Morales extendió una invitación diciendo que son bienvenidos los opositores que fueron elegidos como gobernadores y alcaldes, siempre que quieran trabajar con el Gobierno para consolidar el desarrollo regional en los distintos departamentos del país.

El Mandatario recordó que desde que inició su gestión gubernamental en 2006 “nunca aisló o marginó” a los opositores para trabajar en programas y proyectos de impacto social. “La diferencia con los alcaldes del MAS es que nos regañamos, pero con alcaldes de la oposición no puedo regañarles”, enfatizó el líder indígena que tomó su tercer mandato en enero.

Amplia participación democrática

Por su parte el vicepresidente de Bolivia, Álvaro García Linera, destacó el alto índice de participación durante los comicios celebrados el domingo. “Calculamos que hemos rebasado un 85% o 90% de participación (...) Nuevamente hoy (domingo), Bolivia se consolida como un país de ejercicio amplio, diverso y pluricultural de la democracia”, expresó el funcionario, publicó Prensa Latina.

Diversos organismos internacionales observaron la jornada electoral en la nación andina, entre ellos la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), la Organización de Estados Americanos (OEA) y la Unión Interamericana de Organismos Electorales.

Los resultados oficiales, de acuerdo con la Agencia Boliviana de Información (ABI), serán emitidos por el Tribunal Supremo Electoral  la próxima semana.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: