Rusia convoca a los agregados militares que le acusan de atacar a civiles sirios

27 de octubre de 2015 - 12:44
El viceministro de Defensa, Anatoli Antónov, denunció que en los últimos días se ha intensificado la campaña informativa exterior contra la intervención aérea rusa en Siria. Foto: Ministerio de Defensa de Rusia

El ministerio de Defensa de Rusia convocó este martes a los agregados militares de Estados Unidos, Turquía y Arabia Saudita, entre otros países, para pedirles explicaciones por las acusaciones de que la aviación rusa ha bombardeado objetivos civiles en Siria.

"Hemos invitado a los agregados militares (...) y les hemos pedido que fundamenten oficialmente el contenido de las declaraciones realizadas o desmentir lo dicho", anunció el viceministro de Defensa ruso, Anatoli Antónov. "En concreto, nos referimos a las acusaciones de algunos medios de habla inglesa sobre los supuestos golpes recibidos por hospitales", añadió.

Entre los agregados militares invitados figuraban los países miembros de la OTAN, dijo el general ruso, quien denunció que en los últimos días se ha intensificado la campaña informativa exterior contra la intervención aérea rusa en Siria.

"Nos acusan no sólo de ataques contra la oposición moderada, sino también contra infraestructuras civiles como hospitales y también mezquitas y escuelas. Como resultado, según los medios occidentales, supuestamente mueren civiles", apuntó.

Antónov sostuvo que, "lamentablemente, cargos públicos y dirigentes políticos de algunos países realizan declaraciones similares".

Aludió concretamente al secretario de Estado norteamericano, John Kerry, al jefe del Pentágono, Ashton Carter, al ministro de Defensa británico, Michael Fallon, y al secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg.

"Si no se presentan pruebas ni tampoco se producen desmentidos oficiales, entonces consideraremos que (...) son parte de una guerra informativa contra Rusia", subrayó.

Antónov recalcó que el Ministerio de Defensa ruso sigue y analiza detenidamente tales declaraciones y promete que se abrirán investigaciones en caso de que se aporte información sobre ataques contra civiles, cuyos resultados serán hechos públicos.

Desde el inicio de la campaña aérea contra el Estado Islámico (EI) en Siria, Rusia ha sido acusado de atacar barrios residenciales y las posiciones de las milicias de la oposición moderada al gobierno de Bashar al Asad, aunque esto nunca ha sido confirmado. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP