Cristina recusa a juez que la indaga por corrupción

- 14 de agosto de 2018 - 00:00
La expresidenta de Argentina, Cristina Kirchner (centro), es abordada por los medios cuando salía de su apartamento hacia la corte en Buenos Aires.
Foto: AFP

El magistrado la procesó por otras causas. La expresidenta pidió la nulidad de la investigación y que se cite a Mauricio Macri en calidad de testigo.

La expresidenta argentina Cristina Fernández de Kirchner recusó ayer al juez Claudio Bonadío, que la indaga por corrupción y la ha procesado por otras causas, y al fiscal Carlos Stornelli.

En una nueva visita al Palacio de Tribunales, la actual senadora de Unidad Ciudadana volvió a denunciar una persecución judicial en su contra. “Coordinada” a su juicio desde el gobierno de Mauricio Macri y los “medios hegemónicos”.

Además pidió la nulidad de la investigación y que se cite al presidente Macri en calidad de testigo.

Pero, ¿cuáles son las pruebas en su contra? Cristina está mencionada en varias oportunidades en los llamados “cuadernos de las coimas” registrados por Omar Centeno, exchofer del Ministerio de Planificación, que afirma tener nombres, lugares y montos de los sobornos pagados por empresarios a exfuncionarios durante los   más de 10 años.

Centeno, entonces chofer del número dos de Planificación, Roberto Baratta, sostiene que era el encargado de trasladar los bolsos cargados de dinero producto de la corrupción.

Pero no solo Centeno menciona a la expresidenta. Algunos de los empresarios “arrepentidos” en la causa, entre ellos el propio primo hermano del mandatario, también la señalaron, según fuentes judiciales. 

La situación de la exjefa de Estado se agravó después de que su último jefe de gabinete, Juan Manuel Abal Medina, admitió que se recibían “aportes privados” para la campaña electoral de 2013, aunque negó que se lograran “bajo coerción”.

La llegada a los tribunales

En una simbólica maniobra política, la expresidenta llegó a Tribunales acompañada por dos referentes del papa Francisco, el dirigente social Juan Grabois y el exembajador ante la Santa Sede, Eduardo Valdés.

   “Desde el 10 de diciembre de 2015 (cuando dejó el poder) me armaron seis causas penales y todas fueron radicadas en Comodoro Py (sede del palacio de justicia). De las seis, cinco fueron iniciadas e impulsadas por Bonadío. ¿Milagro? No. Forum Shopping (foro de conveniencia)?

Para Cristina, existe “una decisión política del Poder Judicial -en su más alta expresión- en coordinación con el Poder Ejecutivo y los medios hegemónicos, para ungir a Bonadío como brazo de persecución contra mi persona”.

   “Se inaugura así una nueva categoría jurídica que excede la del juez parcial, o ‘no juez’: se trata del juez enemigo”, sostuvo en su escrito.

  La senadora resaltó que los problemas económicos y las denuncias por aportantes truchos de Cambiemos constituyen una “oportunidad perfecta” para la aparición de esta causa. “La caída abrupta de la imagen del gobierno de turno, el agravamiento de los problemas económicos y las denuncias de corrupción” que involucran a la alianza oficialista por la financiación de sus campañas, agregó.

La corrida cambiaria
La presentación de la expresidenta coincidió con la nueva corrida cambiaria que llevó el dólar a romper un nuevo récord a más de 30 pesos, empujada por la crisis de la lira turca y la decisión del gobierno de suspender las subastas diarias de dólares.

Coincidió con la decisión del Banco Central de elevar de 40% a 45% las tasas de interés y con la llegada de una misión del Fondo Monetario Internacional que monitoreará el acuerdo firmado en junio, que incluyó un préstamo de $ 50.000 millones.

En ese contexto el Ministerio de Hacienda decidió “discontinuar las ventas de dólares diarias hasta que las necesidades de pesos lo requieran nuevamente”. En concreto suspendió la subasta diaria de dólares para un mercado ávido de divisas.

En ese marco, el riesgo país, medido por JP Morgan, trepó ayer a 723 puntos, el nivel máximo alcanzado por Mauricio Macri. (I)  

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: