Autoridades analizaron cuatro problemas de inseguridad en Quito

09 de septiembre de 2011 - 00:00

Acciones claras y concretas en contra de la delincuencia fueron los compromisos que plantearon Homero Arellano, ministro Coordinador de Seguridad; y, José Serrano, ministro del Interior, durante la sesión extraordinaria de seguridad realizada por el Municipio de Quito. En la cita también participó el alto mando nacional y distrital de la Policía.

Según el Observatorio de Seguridad los conflictos son:  aparecimiento de delitos inusuales (crimen organizado), alto nivel de violencia durante los actos delictivos  (a domicilios), distribución de drogas (en barrios)  y  el robo generalizado (celulares y laptos).

El alcalde de la ciudad, Augusto Barrera, manifestó que es urgente tomar acciones en contra de los problemas de seguridad que afectan a la ciudad, puesto que son acciones que no se presentaron en años anteriores, lo que implica que se tomen nuevas metodologías   que prevengan y actúen ante los delitos.

Al respecto, Arellano manifestó que a nivel de  políticas nacionales se  trabaja  en aspectos de transformación profunda, como la reestructuración de la justicia, evaluación y  controles a los judiciales, estableciendo nuevos sistemas de rehabilitación social, control de armas, entre otros proyectos a nivel macro.

Reiteró que  es necesario llevar a cabo medidas a corto plazo para  mejorar las respuestas de los sistemas de inteligencia, de los sistemas de vigilancia y dotar de  todo lo necesario a las Unidades de Policía Comunitaria. “No vamos a dar el brazo a torcer por la delincuencia y la criminalidad”.

En tanto, Serrano fue más operativo en las acciones que  deben emprender en conjunto la ciudadanía, el Cabildo y la Policía,  y planteó que se conformarán equipos de trabajo que coordinen las acciones policiales y presenten cada 15 días un informe de las acciones  antidelincuenciales.

Agregó que  “es importante crear un canal permanente a través de un equipo de trabajo que cada semana pueda hacer una evaluación y una planificación de operativos,  a nivel de las zonas administrativas y a nivel de la distribución, que impliquen a las zonas de la  policía comunitaria”.

Desde el 2011 las acciones que se emprendieron para combatir   la delincuencia se basaron en: operativos  con policías en cubierto, apertura de Unidades de Policía Comunitaria y dotación de equipos de comunicación.

En los operativos antidrogas  hasta junio se  incautaron 56,01 gramos de cocaína, 192,54 gramos de marihuana, 43,64 gramos de base de cocaína, 22,61 gramos de heroína, 143 armas de fuego, 1.309 armas blancas, 404 municiones, se desarticularon 12 bandas delictivas y se   recuperaron 1.185 vehículos robados.

En coordinación con la ciudadanía se conformaron   350 Comités Barriales de Seguridad.  Además, a través del programa Manos Solidarias se capacitaron a 100.000 personas e implementaron 274 Unidades de Policía  Comunitaria. Hasta junio, el déficit de miembros policiales en el Distrito era de  600.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: