Wang Yulin: “China busca tratado comercial con Ecuador”

- 22 de enero de 2019 - 00:00
Wang Yulin. Embajador de China en Ecuador.
Foto: Miguel Jiménez / El Telégrafo

Nuestro país elige al gigante asiático para pedir préstamos porque la tasa de interés (7,2%) es menor al 10% del mercado internacional, según Yulin.

El objetivo de China es firmar con nuestro país un tratado de libre comercio. Así lo afirmó el embajador del gigante asiático al recordar que Ecuador planteó un tratado comercial de alcance parcial.

En una entrevista con EL TELÉGRAFO, el embajador resaltó que “es natural” que se presenten problemas en obras que construyeron las empresas chinas en el país.

¿Cómo serán en adelante las relaciones entre Ecuador y China, luego de la visita de Lenín Moreno a Xi Jinping?
La visita trajo resultados positivos. Los dos mandatarios acordaron profundizar la asociación estratégica integral que ya existe. Firmaron 10 documentos de cooperación. De ellos, resalta el memorando para la participación conjunta de China y Ecuador en la construcción de la Franja y la Ruta para articular la estrategia de desarrollo para fomentar las inversiones mutuas.

También sobresale el convenio para que el Banco de Desarrollo de China ofrezca $ 900 millones a Ecuador para apoyar los proyectos de desarrollo económico y social. La tasa de interés será la más baja que los desembolsos anteriores, es decir, de 6,5%, a seis años de plazo, más dos años de gracia. Tengo plena confianza en el futuro desarrollo de las relaciones bilaterales.

Eso es histórico, ¿verdad?
Las tasas de interés de los  financiamientos con el anterior Gobierno de Ecuador no fueron tan altas como se imaginaban. Por ejemplo, si su país quiere emitir bonos de Estado en el mercado internacional, la tasa de interés es superior al 10%. Los financiamientos  anteriores de China tienen una tasa de interés no mayor al 7,2%.

¿Otro acercamiento importante tiene que ver con un posible acuerdo de inversión?
Sí, se firmó un entendimiento para iniciar el estudio de un posible tratado de inversiones bilaterales. En este último año y medio, no tenemos un tratado de inversiones bilaterales, sin embargo, las empresas chinas tienen grandes inversiones en el país. Necesitamos ese tratado.

La Cancillería presentó un borrador para reemplazar los tratados bilaterales de inversión, ¿China ya lo evaluó?
En efecto, en ese borrador, según nuestro criterio, la protección a los inversionistas tiene un nivel demasiado bajo. Además, China está buscando un tratado de libre comercio, no un tratado de alcance parcial, como propone Ecuador.

¿Cuál es el monto del intercambio comercial entre ambos países?
$ 4.600 millones de intercambio comercial entre enero y octubre de 2018. Además de los productos petroleros, China importa de Ecuador productos agrícolas, por ejemplo banano, camarones, rosas, y en el futuro también aguacate y pitahaya. China es un gran mercado porque tiene 1.400 millones de habitantes. En la última visita, Ecuador se promocionó de manera correcta con los empresarios chinos.

A pesar de ese intercambio, ¿en proyectos estratégicos de Ecuador se detectaron algunos problemas?
Ambos Estados llegaron al consenso de solucionar los problemas que han surgido en el proceso de cooperación entre China y Ecuador. En estos últimos 10 años, con el financiamiento de China, Ecuador ha desarrollado más de 600 proyectos económicos y sociales; como la relación ha llegado a tal nivel, es natural que haya problemas. La mayoría de esos proyectos han sido construidos de la mejor manera.

¿Cuáles son los responsables de esos problemas?
Las responsabilidades se deben asumir por ambas partes. En el caso de la hidroeléctrica Coca Codo Sinclair, hubo un reportaje del The New York Times saturado de calumnias, donde se afirma que en ese proyecto hay más de 7.648 fisuras, pero la empresa china dice que no son fisuras, sino fallas superficiales.

Es natural que existan esas fallas en un proyecto hidroeléctrico y China tiene experiencia para eliminar esas fallas superficiales. La parte ecuatoriana tiene preocupación y comprendemos su situación. Por eso, el Ministerio de Energía y Sinohydro invitaron a una empresa alemana independiente para que evalúe el proyecto. Esas fallas serán arregladas en su totalidad por la empresa china.

¿Cree que hay un escenario para desprestigiar a China?
Es evidente.

Desde hace 10 años, el Gobierno priorizó con China la inversión pública, ¿no es momento de pensar en el sector privado?
En China hay separación de funciones entre el Gobierno y las empresas, a pesar de que sean de propiedad estatal. Las empresas estatales deben competir en el mercado. Muchos no conocen este hecho.

Además, en China, la economía privada es un sector importante. Podemos decir que la economía de nuestro país se divide en tres partes: la estatal, de inversiones extranjeras y del sector privado. Actualmente, según el Gobierno ecuatoriano, operan 145 empresas chinas. De esas, no todas son estatales. Una gran parte es de origen privado. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: