Los “merengues” españoles llevaron 8 niños a Madrid

12 de diciembre de 2012 - 00:00

Lo esperaron con mucha paciencia. Se esforzaron para perfeccionar sus tareas, tener buenas calificaciones y la  recompensa llegó. Ocho niños ecuatorianos de escasos recursos económicos viajaron ayer a España, donde durante 7 días compartirán varias actividades con los jugadores del Real Madrid. 

Cuando se enteraron de que eran los escogidos por la Fundación Sociodeportiva que tiene el Real Madrid con la Universidad SEK en Quito, estallaron en abrazos y lágrimas con sus padres.

Para los ocho pequeños, de entre 10 y 13 años, que recibieron todos sus implementos deportivos para la travesía, su máximo anhelo es estrechar la mano de su ídolo, el delantero portugués Cristiano Ronaldo. “Quiero tener una  fotografía con Ronaldo. Siempre lo he admirado por todas sus condiciones”, refirió Kerly Romero, de 11 años, una de las dos niñas que forman parte del grupo.

Kerly pertenece a la escuela fiscal Club Árabe de Calderón, ubicada en el norte de Quito, y gracias a su desempeño escolar fue seleccionada. Su fortaleza académica son los números. Tiene el mejor promedio en Matemáticas y en los ensayos deportivos que realiza dos veces por semana fue la más puntual. Su madre, Lidia Simbaña, le acompañó el  lunes pasado a retirar toda la nueva indumentaria a Carcelén, sede de la Universidad SEK.

El nuevo uniforme con los colores y logotipo del elenco “merengue” lo lucirá en su primer viaje internacional. “No sé cómo describir lo que siento, pero la emoción no me ha dejado dormir”, soltó la niña.

Similar alegría vive el delantero de 10 años Orlando Cerpa. El “gato”, como lo conocen sus amigos por el color verde de sus ojos, es un experto en el remate al arco.

Siempre admiró el fútbol español, pero nunca pensó que a su corta edad tendría la oportunidad de visitar el estadio Santiago Bernabéu, donde juega como local el Madrid. “Solo me imagino lo que será estar en ese gran estadio y junto a Ronaldo. Es el mejor regalo que en Navidad pude tener y por eso doy gracias a Dios. Aunque aún no lo vivo, será una semana inolvidable”, dijo Orlando.

Es el tercer año consecutivo que la Fundación Real Madrid, en coordinación con la institución educativa universitaria, premia a los pequeños que se destacan en disciplina, entrenamiento futbolístico y preparación académica. Las únicas condiciones que exigen son: pertenecer a escuelas públicas del sector norte de la ciudad y tener un buen rendimiento escolar.

Los entrenamientos se desarrollan dos veces por semana en horario vespertino y como parte de la enseñanza se imparten consejos para una formación integral. “Esta no es una escuela de fútbol. Nuestro objetivo es que los niños de estratos económicos bajos puedan practicar este deporte sin que sus padres gasten y a la vez evitar que se dediquen a vicios”, dijo Franklin Pullas, coordinador de entrenadores.

Los niños que viajaron a la ciudad de Madrid son: Antony Castillo, Steven Simbaña, Orlando Cerpa, Daniel Espinoza, Ángel Valdivieso, Kerly Romero, Joselyn Calcán y Arnold Nicolalde.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP