Ligüique revela nuevos datos de cultura Manteña

Es un enclave marino ubicado al suroeste de Manta donde sus antiguos habitantes eran pescadores y navegantes por naturaleza
27 de julio de 2019 00:00

Sobre el acantilado de 200 metros de altura, en una propiedad de mil metros cuadrados, arqueólogos españoles y nacionales trabajaron durante un mes en la búsqueda de nuevos vestigios de la cultura Manteña. Las investigaciones se concentraron en la comuna Ligüique, en el suroeste del cantón Manta. Hasta ahí llegaron arqueólogos de la Universidad Alcalá de Henares de España.

Era la segunda ocasión que llegaban los expertos para ir en busca de la historia que guardan las tierras de este sector del cantón Manta, en la provincia de Manabí. La primera vez fue para realizar un estudio profundo sobre los corrales marinos que son construcciones en piedra al pie del mar.

Fueron utilizados por los antiguos habitantes para atrapar a las peces aprovechando los ciclos de mareas. Se trata de un proyecto entre los arqueólogos españoles y el Instituto Nacional de Patrimonio Cultural (INPC). Todo empezó hace cuatro años. En junio pasado, se realizaron los trabajos de excavación en la propiedad Víctor Párraga Pico.

Manuel Castro, forma parte del grupo de los expertos españoles. Cuenta que el objetivo de los trabajos es buscar la relación entre los corrales marinos y la gente que vivía sobre el acantilado. “Aquí hay datos muy interesantes, por ejemplo se marca el inició de la colonización, y las evidencias están bajo tierra y sobre el mar”.

Podríamos decir que es fue el fin del período Manteño, hay muchos rastros de construcciones para habitáculos, los corrales marinos por ejemplos eran la herramienta extendida sobre la playa para proveer de proteína a quienes habitaban en lo alto del acantilado, afirma Castro.

En la excavaciones que se realizaron en un lote de más de mil metros cuadrados se nota la carámicaEn la excavaciones que se realizaron en un lote de más de mil metros cuadrados se nota la carámica. Foto: Patricio Ramos / El Telégrafo

Ligúique, es una pequeña aldea de pescadores artesanales forma parte del Refugio de Vida Silvestre Marino Costera Pacoche (Rvsmcp). A través de una vía asfaltada de cinco  kilómetros que conecta al poblado desde el carretero principal de puede acceder al lugar.

El trazado serpenteante de la vía, permite descubrir la vegetación de bosque seco tropical que predomina en el lugar. Su playa es corta pero de arena blanca. Está rodeada de grandes acantilados de norte a sur.

Ahí según las investigaciones existió un importante asentamiento de la cultura Manteña. El trabajo de los arqueólogos, es importante para buscar a través de los objetos de cerámicas los datos históricos del lugar,  además, para saber quiénes habitaban en la zona, comentó Lauro Olmo, otro de los arqueólogos de la Universidad de Alcalá, involucrado en la investigación.  

Tenemos información que en 1526 se produjo un primer encuentro entre un bergantín español con la balsa Manteña. También que a fines de XXVll y XXVlll se sabía que estos territorios eran gobernados por la Corona de Castilla, señaló Olmo. Además el experto español, agrega que 1535 y 1565, se produjo un cambio en la zona. Fue el período entre la resistencia y la colonización.

Los trabajos de excavaciones en Ligüique, han dado buenos resultados. Piezas de cerámica, detalles sobre construcciones de piedra y la relación directa de los corrales marinos con los antiguos habitantes forman parte de las evidencias sobre la presencia sólida de un señorío Manteño.

Los asentamientos de la cultura Manteña, tienen características de haber estado en zonas altas, como sucede en Cerro Jaboncillo en la parroquia Picoazá de Portoviejo, Agua Blanca en Puerto López, comentó Eduardo Pico Lozano, biólogo y docente investigador de la Facultad de Ciencias del Mar de la Universidad Laica Eloy Alfaro de Manabí (Uleam).

En la zona hay abundante material para investigar, la relación del hombre con el mar se destaca a cada paso hay vestigios en cerámica, la información sin duda seguirá fluyendo, afirmó.  

La zona de prospección para el estudio en Ligüique está a una altura de 200 metros sobre el nivel del mar, afirma. La existencia de vestigios arqueológicos es antigua, sus habitantes cuentan que encontraban muchos objetos desde que eran pequeños, esto data de hace más de 50 años. Existe información de los mismos lugareños.

En una ocasión encontraron un esqueleto humano que medía 2.5 de largo, lo destrozaron y nadie supo más de ese hallazgo, afirma Pico.

Para Leonardo Alonso, residente del lugar y guía naturalista, cada paso en busca de información sobre la vida de los manteños que poblaron Ligüique ayuda a sus habitantes. La idea es que la gente venga a conocer nuestra playa y de esa manera propender a instituir el turismo cultural, aquí hay mucho aún por descubrir, señaló.

Para trabajar en los datos específicos de lo encontrado en la excavación, todos los vestigios de cerámicas fueron llevados al centro de investigación Cerro Hojas Jaboncillo en Picoazá Portoviejo.

En ese lugar existe el personal y los equipos para realizar ese tipo de análisis comentó Luis Espinoza, director (e) del departamento de Cultura del Municipio de Manta. Estamos atentos a los resultados, la idea es que podamos aprovechar la información para elaborar una base de datos y así ir comprendiendo la importancia de la cultura Manteña en la historia. (I)

Datos
Los corrales marinos
Son uno de los referentes de mayor proyección histórica de la la zona sur del cantón Manta. Los estudios sobre los usos y quienes fueron los que construyeron estas formaciones rocosas continúna de parte de arqueólogos.

35 kilómetros de distancia separan a la zona urbana de Manta con Ligüique en el sur del cantón.

Las visitas
De investigadores, arqueólogos, estudiantes universitarios y autoridades sobn frecuentes al sitio que se ha convertido en un refernte histórico sobre la cultura Manteña. (I)

El terreno está ubicado sobre el acantilado que está a 200 metros de altura las rocas son abundantes
Foto: Patricio Ramos / El Telégrafo
Lectura estimada:
Contiene: palabras

Contenido externo patrocinado