Publicidad

Ecuador, 05 de Marzo de 2024
Ecuador Continental: 12:34
Ecuador Insular: 11:34
El Telégrafo
Comparte

Deforestación arrasa la selva amazónica peruana

Deforestación arrasa la selva amazónica peruana
11 de mayo de 2018 - 00:00 - AFP

 Un tipo de cáncer que destruye todo a su paso afecta actualmente a la Amazonía de Perú: la deforestación.

De 2001 a 2016, la Amazonía peruana perdió 1.974.209 hectáreas de bosques, lo que equivale a unas 123.388 hectáreas menos cada año, según el Programa Nacional de Conservación de Bosques (PNCB) del Ministerio del Ambiente.

La agricultura, la ganadería, la tala ilegal de árboles, la minería ilegal y el narcotráfico son los principales agentes destructores de los bosques amazónicos, dijo  el coordinador ejecutivo del PNCB, César Calmet.

“Estos agentes no se encuentran juntos en una sola zona devastada, por ejemplo en (la región de) Madre de Dios la minería ilegal es el principal causante de la deforestación”, señaló el funcionario.

“Si no se toman decisiones se podría llegar a magnitudes de 300.000 a 400.000 hectáreas anualesdeforestadas, advirtió.

En 2017 desaparecieron 143.000 hectáreas de bosques amazónicos en Perú, “el equivalente a 200.000 campos de fútbol”, según el sitio web especializado Mongabay.

Perú es uno de los 17 países “megadiversos” del planeta, que en conjunto albergan más del 70% de la biodiversidad mundial. Además, es el segundo país en bosques amazónicos (después de Brasil), según el PNCB.

Situada al oriente de las montañas de los Andes, la Amazonía representa un tercio del territorio peruano.

En 2015, el país tenía 69 millones de hectáreas de bosques tropicales. Ellos permiten absorber el carbono del medio ambiente, uno de los causantes del calentamiento global.

La región amazónica de Madre de Dios, en el sur del país, es el epicentro de la minería ilegal. En ella la deforestación se triplicó, al pasar de 5.000 hectáreas en 2001 a 17.000 en 2016.

Los mineros emplean dragas, dinamita y mercurio para extraer el oro, destruyendo todo a su paso. Además, la minería ilegal va acompañada de problemas como la trata de personas, o sicariato y secuestros, según el gobierno y organismos de derechos humanos.

En esa región la deforestación ya llega a las áreas reservadas, afectando a etnias que vivían aisladas como los mashco-piro, que han tenido que salir para procurarse comida.

El papa Francisco visitó Madre de Dios durante su gira a Perú en enero para resaltar su compromiso con la protección de los pueblos originarios y el medio ambiente.

Además, el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) anunció hace unos días que 155.000 árboles serán plantados este año en 140 hectáreas de la Amazonía para recuperar zonas degradadas por la minería ilegal.

Sin embargo, esta cifra equivale solo a 0,1% de la superficie deforestada cada año en el país.

Los agricultores también están entre los depredadores, debido a la costumbre de quemar bosques para limpiar las tierras antes de cultivarlas. (I) 

Contenido externo patrocinado

Ecuador TV

En vivo

Pública FM

Noticias relacionadas

Social media