Los centros educativos hacen ajustes para recuperar clases

- 16 de octubre de 2019 - 00:00
Los alumnos de la Universidad de las Artes se reunieron en los pasillos de la institución pública.
Karly Torres / ET

El quimestre en la Sierra y Amazonía ahora finalizará el 19 de febrero, y en la Costa, el 4 de febrero. En cambio, algunos centros superiores extenderán por una semana su cronograma.

Las bancas de los salones de clases de la Unidad Educativa Cardenal de la Torre (Quito) volvieron a estar ocupadas por los estudiantes.

Ellos escucharon al profesor de matemáticas, quien retomó las clases de factorización. Justamente en ese capítulo se quedaron cuando se suspendieron las actividades el pasado 3 de octubre.

Hasta el plantel, en la mañana de ayer, llegaron 176 colegiales.

Con ello se cumplió la disposición emitida por el Ministerio de Educación (MinEduc). Los jóvenes de la Costa, Sierra y Amazonía tuvieron que regresar a las aulas.  

Hasta el Instituto Nacional Mejía, de la capital, 6.150  chicos llegaron durante el día con normalidad.

En estos días, según la guía proporcionada por la cartera de Estado, los maestros deberán revisar las tareas enviadas vía electrónica. Los deberes compensan a dos días de clases perdidos por los paros. 

Igualmente, los trabajos autónomos desarrollados en casa representarán otros dos días.

Con los nuevos lineamientos del MinEduc, en la  Sierra y Amazonía el primer quimestre finalizará el 19 de febrero de 2020, es decir, hubo una extensión de tres días.

Mientras que en la Costa el segundo quimestre concluirá el 4 de febrero de 2020 (eso significa que se prolongó dos días).

Los centros escolares emplearon en estos días sus plataformas digitales. Por medio de ellas desarrollaron sus actividades académicas durante siete días.

Los profesores del Cardenal de la Torre “alimentaron” la plataforma digital con material educativo (textos, actividades y cuestionarios).

De esa manera -explicó Mauricio Hernández, coordinador académico- trabajaron desde sus domicilios.

La alma mater cambia fechas

Por el pasillo principal de la Universidad de las Artes, de Guayaquil, los jóvenes con mochilas poblaron los pasillos de la institución. 

Las diversas conversaciones de los estudiantes formaron un ruido inentendible en el receso. 

Sayuri Chanatusig y Hellen Iturralde, estudiantes de la carrera de Literatura, visitaron la biblioteca de la alma mater. Como antes de las manifestaciones, recibieron clases junto a 17 compañeros.

Chanatusig expresó que extrañaba a sus amigos. “Ya estaba aburrida en casa”.

El pasado lunes la institución de educación superior informó que ayer debían retomar las actividades.

Los atrasos y las faltas para quienes no pudieron acudir ayer, quedaron justificados.

En un comunicado la alma mater se sensibilizó con aquellos que, por los problemas de los últimos días, no acudieron.

Fausto Visueta, de la carrera de Artes Visuales, decidió asistir.  “No quería seguir atrasándome. Hubo muy poca inasistencia”.

Los estudiantes desconocen cuáles serán los planes para la recuperación de los días perdidos.

Durante los días de paralizaciones algunos universitarios tuvieron como tarea la lectura de un libro.

En este centro de estudios, que alberga a 1.790 alumnos, reorganizarán el calendario académico. Así el segundo semestre se extenderá una semana adicional.

También tendrán clases de recuperación algunos sábados, indicó la Secretaría Académica.

En ese mismo sentido, los 1.800 estudiantes de pregrado y posgrado de la Universidad Casa Grande (Guayaquil) reanudaron su jornada académica.

Como parte de su estrategia, el centro de estudios extenderá una semana más el calendario académico.

La culminación del periodo lectivo será el 21 de diciembre y ya no el 15 de diciembre.

Jimena Babra, canciller de la institución, explicó que  la decisión se dio tras alinearse con el Ministerio de Educación. A pesar de que son autónomos.

La autoridad consideró que las condiciones de seguridad para sus alumnos están óptimas.

Otra de la medidas que se tomó fue continuar con las clases  en línea a través de una plataforma digital.

Con ese mecanismo, no se perdieron tanto los contenidos de las materias.

Hoy, en cambio, arrancarán las actividades académicas en la Escuela Superior Politécnica del Litoral (Espol), de Guayaquil.

El centro ajustó el calendario del año académico 2019-2020.  El plantel incorporó una semana adicional en el actual semestre para recuperar los días perdidos por las manifestaciones.

La modificación no afectará las actividades del siguiente año.

Según el vicerrectorado académico, la medida busca no  perjudicar a los estudiantes con clases nocturnas o sábados.

Además otorgará a los profesores más tiempo para que desarrollen sus contenidos completamente. 

Por su parte, la Universidad de Guayaquil reanudó el trabajo de los docentes y el personal administrativo, pero no hubo clases.

Empero ayer acudieron jóvenes a la alma mater. Ellos lo hicieron para solucionar problemas en la matriculación.

Lizbeth Torres y William Bowen, alumnos de la carrera de Ingeniería Comercial, no pudieron matricularse vía online. Ellos se quejaron de la  falta de cupos.

“Nos explicaron que a raíz del paro no se han podido solucionar estos inconvenientes”, dijo Bowen (I)   

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Somos Familia
Somos familia

¿Buscas la armonía en tu hogar? Aquí encontrarás algunas ideas para aplicar con tus hijos.

Suscribirse Ejemplo