Dos viviendas caen en Portovelo

09 de marzo de 2013 00:00

Los aguaceros no dan tregua en Portovelo y Zaruma. La noche del jueves, una torrencial lluvia cayó sobre estas poblaciones que provocó deslaves que perjudicaron a dos viviendas y aisló dos parroquias.

Morales de Curtincapac y Salatí, en la zona rural de estos cantones, están incomunicadas a consecuencia de los deslizamientos de tierra. Además, dos viviendas quedaron parcialmente destruidas. No hubo víctimas mortales ni heridos, pero sí daños materiales.

Ayer, maquinaria pesada del Municipio, del Gobierno Provincial Autónomo de El Oro y del Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP) limpiaban el lodo de la vía que conecta a Morales con Portovelo.

Agricultores de la zona se mostraban preocupados por los potenciales riesgos a los que se exponen, pero colaboraron para habilitar el paso. El personal del Cabildo y los  técnicos de la cartera de Estado recorrieron el sector afectado para evaluar los daños que deja el invierno.

Según el ECU 911 de Machala, producto de las lluvias también colapsaron varios postes de energía eléctrica en Piñas, Portovelo y Zaruma. Ayer trabajadores de la Corporación Nacional de Electricidad (CNEL)-El Oro, lograron restablecer el servicio.

En la vía Saracay-Piñas también hubo interrupciones en la noche por los deslizamientos ocurridos, pero fue habilitada durante la madrugada.

En tanto, técnicos y maquinaria de la Demarcación Hidrográfica de Puyango Catamayo de la Secretaría Nacional del Agua (Senagua) ejecutan la limpieza y encauzamiento de la quebrada Lourdes y del río Piñas, que se desbordó tras el aluvión ocurrido hace 10 días que arrasó con varias viviendas.

Del mismo modo, el personal retira los desechos, piedras y lodo en los desfogaderos que están en la Florida, en las inmediaciones del hospital, del camal municipal y otros. La Senagua, la Prefectura y el Ministerio trabajan conjuntamente en la reparación de una alcantarilla que, por efectos de los chaparrones, se tapona y causa inundaciones en su área de influencia.

La primera de estas entidades contrató, -adicional a sus equipos-, cuatro retroexcavadoras para atender los problemas que se presenten en los cantones de la parte alta de El Oro. En los albergues, los ministerios de Inclusión Económica y Social, y el de Salud, entregan vituallas, alimentos, agua y medicina a los damnificados de Piñas.

Te recomendamos

Las más leídas

Contenido externo patrocinado