Cuatro paradas de buses del sector de El Trébol fueron reubicadas

- 27 de noviembre de 2019 - 00:00
Foto: Archivo / El Telégrafo

Funcionarios de la EPMMOP explicaron que el objetivo de los cambios es mejorar la fluidez vehicular en ese punto de la capital considerado “cuello de botella”. Los usuarios se quejan por la falta de información y socialización.

Cuatro paradas en el sector de El Trébol, que se utilizan para la movilización de pasajeros en el sistema de transporte público urbano, fueron rehabilitadas y reubicadas.

Los trabajos a cargo de la Empresa Pública Metropolitana de Movilidad y Obras Públicas (EPMMOP) se iniciaron el lunes en las estaciones que conducen hacia la avenida Velasco Ibarra, el Valle de los Chillos y La Marín.

También se ubicarán dos bahías para taxis: una a la salida de la autopista General Rumiñahui, hacia la avenida Velasco Ibarra y otra en la avenida Pichincha, sentido sur.

Los cambios confundieron en un principio a los usuarios quienes no estaban al tanto de la suspensión de algunas paradas.

Carmen Ramos explicó que la repentina decisión no fue socializada, lo que generó molestias. “El primer día llegué tarde, nadie sabía dónde se debía coger el bus”, afirmó.

La nueva distribución queda de la siguiente manera: Parada uno, sobre la avenida Pichincha (antes de la intersección con la avenida Velasco Ibarra) para usuarios que se trasladan al sur y Valle de los Chillos.

La segunda, para quienes se movilizan hacia el playón de La Marín desde la avenida Velasco Ibarra, se encuentra fuera del intercambiador en el acceso a la avenida Pichincha, lado norte.

Para quienes viajan hacia el norte, la tercera parada se encuentra fuera de la circunvalación de ingreso a la avenida Velasco Ibarra, desde la autopista Rumiñahui.

Finalmente, el cuarto punto de embarque está en el acceso al intercambiador desde la avenida Velasco Ibarra, en sentido sur – norte para los usuarios que se trasladan al norte, a la zona de las universidades y al barrio de La Vicentina.

Este punto de acceso vial, reconocido como uno de los “cuellos de botella” en el tráfico, debió modificar su funcionamiento a raíz del colapso vial de marzo de 2008.

Desde entonces, El Trébol opera con dos circunvalaciones: una desde la autopista General Rumiñahui hacia la avenida Napo y la otra desde la avenida Velasco Ibarra hacia la autopista Rumiñahui.

La EPMMOP pretende mejorar el flujo de vehículos en el sector y para ello inició el proyecto de recuperación de las otras circunvalaciones.

La inversión supera los $ 50.000 y con los cambios se espera que el flujo vehicular sea ágil desde la avenida Velasco Ibarra hacia la Pichincha y desde la Pichincha hacia la Velasco Ibarra.

Los cambios en El Trébol, según los funcionarios, mejorarán también el radio de giro y potenciarán la seguridad de los conductores dentro de la circunvalación vial. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: