Incendio afectó 220 hectáreas

03 de septiembre de 2013 - 00:00

El flagelo que durante casi tres días afectó a una elevación en el sector de Tanlahua (norte de Quito), quemó aproximadamente 220 hectáreas de vegetación seca, informó ayer el comandante del Cuerpo de Bomberos de Quito, Eber Arroyo, en una entrevista dada a la emisora HCJB.

El fuego, iniciado la mañana del viernes por causas todavía desconocidas, fue controlado la noche del domingo con la participación de 270 personas entre integrantes de los bomberos, las Fuerzas Armadas, Policía Nacional y Metropolitana y guardabosques; algunos de estos últimos convocados incluso de otras provincias del país.

Además, se utilizaron dos helicópteros militares para arrojar chorros de agua sobre los focos activos del siniestro. Esta operación se registró sobre todo durante la jornada de anteayer.

La condición seca del clima de la zona, la existencia de viento y lo difícil del acceso al área, dificultaron la lucha contra las llamas.

No obstante, quienes combatieron el flagelo lograron sectorizarlo mediante el cavado de zanjas, lo que impidió que el fuego se extendiera a otras áreas.

Pero la proximidad de la reserva geobotánica Pululahua, la cual posee diversas especies de plantas y animales, causó preocupación entre autoridades y ambientalistas, ante la posibilidad de que el incendio se extendiera.

Sin embargo, los bomberos no registraron afectación a la fauna de la zona.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: