Elecciones 2021

En las urnas se sotierra a la corrupción

- 25 de junio de 2020 - 00:00

En Ecuador, el próximo proceso electoral de 2021 posibilitará la reorganización del destino político, y la lucha anticorrupción será un motor fundamental para que la ciudadanía opte por candidaturas que trabajen por el desarrollo del país.

Será la oportunidad de soterrar, de una vez por todas, las prácticas atracadoras que propiciaron un desfile de dignidades electas por el voto popular para rendir versiones ante la justicia.

Si bien los comicios podrán transformar la realidad que duele, no es la única expresión de la democracia necesaria en estos tiempos, porque debe la ciudadanía empoderarse de sus mecanismos de participación; y solamente la confluencia de acciones entre diversos actores que trabajan por la transparencia posibilitará que la sociedad cada vez se interese más por una situación que nos rebasa: la corrupción.

En este contexto, se requerirá que se asuman las responsabilidades ciudadanas y políticas desde cada uno de sus ámbitos: primero, que la sociedad civil, aquella que no recibe financiamiento de ninguna instancia y realiza un trabajo independiente, continúe con un proceso irreversible como el de la Comisión Nacional Anticorrupción, coordinada por el académico e historiador Germán Rodas Chaves, que ha combatido la impunidad de los corruptos; segundo, que los partidos y los movimientos en sus procesos de democracia interna decidan por candidaturas idóneas sin un pasado de hurto a los recursos públicos; y, como tercer punto, que la Función Electoral otorgue certezas.

Para esto se requerirá la legitimidad del Consejo Nacional Electoral (CNE), que coexiste en un escenario con su baja credibilidad y que no ha superado sus diferencias internas, donde la democracia de Ecuador está a merced de lo que decidan los consejeros de “mayoría” de la entidad.

El CNE tendrá también que fortalecer su organización con la vigencia de las reformas al Código de la Democracia, donde se establece un mayor control al uso de los recursos públicos con fines electorales y que los fondos sean lícitos. Sin embargo, una transformación del país será posible, siempre y cuando en las urnas se decida con un voto que entierre la corrupción. (O)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP