Luis Verdesoto: “No es posible aplazar las elecciones 2021”

El funcionario aseguró que la crisis sanitaria obliga a repensar las formas de votación para evitar que haya aglomeraciones y esto produzca un rebrote de la pandemia en el país.
30 de abril de 2020 00:00

La crisis sanitaria afectará también el desarrollo de las elecciones de 2021; por ello, el consejero del Consejo Nacional Electoral (CNE), Luis Verdesoto, considera que es improbable que podamos volver a las formas tradicionales de votación.

Esto porque una de las principales fuentes de contagio del coronavirus radica precisamente en las aglomeraciones, por lo que el funcionario aseguró que se debe pensar en alternativas de sufragio para resguardar la salud de los ecuatorianos.

¿Es posible cambiar el sistema de sufragio para 2021?
La forma de votación es posible cambiarla; está permitido por la Constitución y tiene que adecuarse a las circunstancias que vive el país, porque la situación de salubridad de los ecuatorianos debe ser lo más importante.

Ahora, la función electoral debe trabajar en estrecha coordinación con las autoridades de salubridad, pues si no tenemos un medicamento universal accesible, a precio razonable, no habrá cómo tener la misma forma de votación, porque simplemente correríamos el riesgo de un rebrote de la pandemia.

¿Qué tipo de votación sería la más factible?
Las formas de votación que existen son la presencial, la postal y electrónica. Dentro de esta última tenemos las que se hacen por medio de máquinas que registran el voto de manera electrónica y la telemática que tiene que ver con sufragio a través de computadoras y teléfonos inteligentes.

El voto telemático se realiza desde la casa.
El problema es la conectividad. Hay zonas y personas que no tienen acceso a internet, especialmente en la ruralidad. En el Ecuador, el 40% de familias tiene acceso a una computadora y el 70% a un teléfono celular inteligente; entonces hay que sumar estos accesos.

En el área rural los votantes podrían acudir a los infocentros o también el mismo CNE podría proveer computadoras en algunos lugares. Esto es posible. El tema central es que no hay cómo hacer votaciones masivamente presenciales.

¿Es costoso este sistema?
Es más barata la votación telemática, tiene un rango de precios que va desde los 0,50 euros hasta 5 euros por votante; en cambio, en Ecuador se presupuestó $ 120 millones para las elecciones; eso es igual a entre $ 10 y $ 12 por votante.

¿Esta nueva forma podría acarrear ausentismo?
Todo cambio de votación implica ese riesgo y conlleva debilidades, pero no es el acceso tecnológico lo que podría incidir en una baja participación. Esto tiene que ser evaluado entre los costos que traería un rebrote de la pandemia y los costos de no tener acceso a la democracia; este es el punto central. Es como si saliéramos de una guerra.

¿Es posible aplazar elecciones?
La Constitución no prevé el aplazamiento de elecciones, lo que pondría en tela de juicio la alternabilidad. Yo no apoyaré nada que implique el riesgo de rebrote de la epidemia o alguna afectación al orden democrático. Tiene que haber el cambio de poder el 24 de mayo del 2021. (I)

Te recomendamos

Contenido externo patrocinado