Soldados liberan a 4 secuestrados y detienen 14 presuntos sicarios en México

18 de enero de 2012 15:08

El Ejército mexicano liberó hoy a cuatro secuestrados, tres de ellos menores, en el estado de Morelos, centro de México, y arrestó a 14 personas que al parecer pertenecen a una organización criminal, informaron fuentes oficiales.

"Al atender una denuncia ciudadana", militares mexicanos encontraron a 18 personas en una vivienda de Temixco, municipio del estado de Morelos próximo a Cuernavaca.

La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) no identificó a las personas liberadas ni a los 14 presuntos sicarios sometidos a investigación, aunque apuntó que entre los detenidos hay un sujeto que responde al alias de "El Bambucha".

En la acción fueron incautados 15 kilos de marihuana, medio de cocaína, cuatro armas, una granada de fragmentación, munición y seis automóviles que habían sido reportados como robados, añadió en un comunicado.

Los detenidos son investigados ante la posibilidad de que pertenezcan a una "célula delictiva" ligada con casos de narcotráfico, secuestro, robo de vehículo, delincuencia organizada y homicidio, informó en otro comunicado la Procuraduría General de Justicia de Morelos (PGJM).

Los tres menores liberados recibirán apoyo psicológico del Sistema de Desarrollo Integral de la Familia (DIF) del estado de Morelos, detalló la dependencia.

Además, en la vivienda donde fueron halladas las 18 personas se localizaron los restos de un individuo decapitado, identificado como Eduardo González Mora, alias "El Monki", según fuentes estatales.

Hace dos días fue hallada su cabeza, seccionada y metida en un casco de motorista, en la colonia Nueva Morelos de Xochitepec, otro municipio vecino a Cuernavaca, capital del estado de Morelos.

Aquel día fue encontrado junto al cadáver un mensaje que amenazaba a supuestas personas cercanas a la víctima con correr la misma suerte y que estaba firmado por "Los Rojos", un grupo criminal del que apenas hay conocimiento.

Temixco, un municipio vecino al de Cuernavaca, se localiza unos 90 kilómetros al suroeste de Ciudad de México y en los últimos meses ha sido escenario de numerosos hechos violentos.

El más reciente ocurrió hace dos días, cuando siete presuntos sicarios murieron tras una persecución y un enfrentamiento a tiros entre delincuentes y policías federales.

Contenido externo patrocinado