Los siete disparos que recibió Jacob Blake lo tienen paralizado de la cintura para abajo

- 26 de agosto de 2020 - 17:15
El padre de Jacob Blake aseveró que no sabe si los siete disparos que recibió su hijo dejarán secuelas permanentes.
theguardian.com

Jacob Blake padre le dijo al diario estadounidense Chicago Sun Times que "tiene ocho hoyos" en el cuerpo e inmovilizada la mitad inferior, aunque agregó que los médicos que lo tratan aún no saben si será permanente su incapacidad.

Por su parte, la Guardia Nacional de Estados Unidos reforzará su presencia en Kenosha, Wisconsin, debido a las protestas que estallaron luego de que un Policía le disparara siete veces por la espalda a Blake.

"No podemos permitir que continúe el ciclo de racismo e injusticia sistémico. Tampoco podemos seguir por este camino de daño y destrucción", declaró el gobernador de Wisconsin, Tony Evers, en su cuenta de Twitter.

El funcionario indicó que están evaluando el daño a la propiedad estatal y aumentaron la presencia de la Guardia Nacional de Wisconsin, para garantizar que las personas puedan ejercer su derecho de manera segura, proteger los edificios estatales y la infraestructura crítica.

El gobernador también destacó que los disturbios ocurridos el lunes por la noche pusieron en peligro a personas, familias y empresas.

"No podemos olvidar la razón por la que comenzaron estas protestas, y lo que hemos visto durante las últimas dos noches. Muchas noches este año han sido de dolor, angustia y cansancio de ser negro en nuestro Estado y país, pero como dije ayer, y como lo reiteraré hoy, todos deben poder ejercer su derecho fundamental, ya sea un manifestante o un miembro de la prensa, de manera pacífica y segura", enfatizó Evers.

Según los informes, decenas de edificios resultaron dañados debido a los incendios que fueron provocados en la ciudad el lunes por la noche.

El gobernador demócrata llamó a los manifestantes a protestar "de manera pacífica y segura", instándolos a no "permitir que las acciones de unos pocos los distraigan del trabajo que deben hacer juntos para exigir justicia, equidad y rendición de cuentas.

Evers decretó el estado de emergencia en una declaración separada, diciendo que 250 miembros de la Guardia Nacional estarán en el terreno para satisfacer las necesidades locales.

La medida se produce después de que un hombre negro, identificado por Evers como Jacob Blake, recibió siete disparos en su espalda, en un incidente que provocó una masiva indignación y convirtió a Kenosha en el último foco de la lucha contra el racismo y el abuso policial contra los afroamericanos en EE. UU.

Un video, grabado por un ciudadano, registró el fatídico hecho donde se vio a Blake caminando alrededor de una camioneta mientras tres agentes le apuntaban con sus armas. Cuando Blake abre la puerta del vehículo e intenta ingresar en este, un oficial lo toma de la camisa y abre fuego.

"Le dispararon a mi hijo siete veces, siete veces, como si no importara. Pero mi hijo importa. Es un ser humano y él importa", declaró el padre de Blake, que lleva el mismo nombre, en una rueda de prensa, agregando que disparar fue un "intento de asesinato sin sentido".

El reconocido abogado de derechos civiles Ben Crump, al que acudió la familia de Blake, señaló que sería un "milagro" que la víctima volviera a caminar después del tiroteo.

"Blake, en este momento, está paralizado. Su familia es muy religiosa y cree en los milagros, pero el diagnóstico médico ahora mismo es que está paralizado, porque esas balas le cortaron la médula espinal y le destrozaron algunas vértebras... Se va a necesitar un milagro para Jacob Blake Jr. vuelva a caminar", indicó Crump.

En declaraciones previas, Crump aseguró que los tres hijos de Jacob Blake estaban en el auto en el que se subía cuando un oficial de la Policía de Kenosha le disparó.

"Vieron a un Policía dispararle a su padre. Estarán traumatizados para siempre. No podemos permitir que los oficiales violen su deber de protegernos. ¡Nuestros niños se merecen algo mejor! #JusticiaParaJacobBlake", escribió el abogado en su cuenta de Twitter

Crump representa a las familias de afroamericanos que han sido víctimas de las brutalidad policial, incluyendo los casos de George Floyd y Ahmaud Arbery.

El Departamento de Justicia de Wisconsin está investigando el tiroteo de Blake y los oficiales involucrados han sido puestos en licencia administrativa. (I) 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP