El rey emérito Juan Carlos I se marcha de España y genera suspicacia entre los políticos

- 03 de agosto de 2020 - 18:15
El rey emérito de España se ve abocado a marcharse de España para no empañar la figura de su hijo.
La nueva crónica

El abogado del rey emérito de España dice que la salida del país de Juan Carlos I no busca evadir la justicia. Según un comunicado difundido por la Casa Real en medio de escándalos de corrupción, el padre del rey Felipe VI anunció que abandona el país ibérico.

El rey emérito de España, Juan Carlos I, anunció este lunes que abandonará el país para no afectar a su hijo, el actual monarca español, Felipe VI, por escándalos de corrupción en su contra. Juan Carlos I dio a conocer su salida de España a través de un comunicado difundido por la Casa Real, en la que argumenta su decisión “ante la repercusión pública que están generando ciertos acontecimientos pasados” de su “vida privada”.

“Con el mismo afán de servicio a España que inspiró mi reinado y ante la repercusión pública que están generando ciertos acontecimientos pasados de mi vida privada, deseo manifestarte mi más absoluta disponibilidad para contribuir a facilitar el ejercicio de tus funciones, desde la tranquilidad y el sosiego que requiere tu alta responsabilidad. Mi legado, y mi propia dignidad como persona, así me lo exigen”, dice el primer párrafo de la nota de prensa.

Y a continuación, el rey emérito asegura que “ahora, guiado por el convencimiento de prestar el mejor servicio a los españoles, a sus instituciones” y a Felipe como rey, comunica su “meditada decisión” de trasladarse, “en estos momentos, fuera de España”. Sin embargo, Juan Carlos I no especificó cuál será su lugar de destino.

Javier Sánchez-Junco, abogado del rey español, señaló que la salida del país de su defendido no implica un intento para evadir la justicia. El jurista, citado por la prensa local, indicó mediante otro comunicado que su cliente “permanece a disposición en todo momento del Ministerio Fiscal para cualquier trámite o actuación que se considere oportuna”.

Según detalló diario El País, la fiscalía del Tribunal Supremo español y la fiscalía suiza están investigando las cuentas en el extranjero del rey emérito por supuestos fondos en paraísos fiscales. Juan Carlos de Borbón concluyó su comunicación diciendo que esta es una decisión que toma “con profundo sentimiento, pero con gran serenidad”. “He sido Rey de España durante casi cuarenta años y, durante todos ellos, siempre he querido lo mejor para España y para la Corona. Con mi lealtad de siempre. Con el cariño y afecto de siempre, tu padre”, finaliza.

Asimismo, la Casa Real afirmó que Felipe VI le “transmitió” a su padre “su sentido respeto y agradecimiento ante su decisión” y exaltó la “obra política e institucional de servicio a España y a la democracia” de su reinado.  

El Partido Popular (PP) expresó su “respeto” a la decisión de Juan Carlos I, al tiempo que subrayó su “papel determinante y decisivo en la llegada de la democracia” en España. Y en la otra orilla, Unidas Podemos y Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) y Más País, acusan al rey emérito de “huir”.
Específicamente, el portavoz de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique, cuestionó la determinación y aseguró que lo que pide “la gente es que se conozca la verdad sobre sus actividades presuntamente corruptas”.

A pesar de esta decisión, Juan Carlos I mantendrá el título honorífico de rey. Hay que recordar que esta disposición se conoce casi cinco meses después de que Felipe VI despojara a su padre de la asignación de casi 200.000 euros anuales. (I) 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP