Falleció en Lima la mujer quemada por la expareja de su hermana

- 08 de julio de 2018 - 11:31
La víctima, de 31 años, presentaba un cuadro de septicemia e insuficiencia respiratoria.
Foto: elcomercio.pe

La peruana Juanita Mendoza, que fue quemada por la expareja de su hermana menor hace ocho días en la ciudad andina de Cajamarca, falleció en Lima a consecuencia de las lesiones causadas en el 80% de su cuerpo.

El gerente de la Red Asistencial del hospital Guillermo Almenara, Luis Bromley, declaró a la prensa que Mendoza sufrió un paro cardio respiratorio en la madrugada de este domingo 8 de julio y que "no pudo sobrevivir pese a las maniobras" realizadas por los médicos.

La víctima, de 31 años, presentaba un cuadro de septicemia e insuficiencia respiratoria, dado que sus dos pulmones estaban quemados, y durante los siete días de su internamiento en Lima estuvo sedada.

Bromley indicó que Mendoza había sido sometida a tres cirugías para aliviar su grave estado de salud.

El ataque contra la mujer se produjo el viernes 29 de junio por la noche cuando Esneider Estela lanzó una botella con gasolina al puesto de venta ambulante de comida que regentaba Mendoza, cuyo cuerpo fue invadido por las llamas.

El agresor había convivido con la hermana de la víctima, que está embarazada de ocho meses de este, y actuó en venganza porque su expareja se negaba a mantener la relación sentimental por su comportamiento violento.

La ministra de la Mujer, Ana María Mendieta, declaró, junto a Bromley, que están apoyando a la familia de la víctima, que deja dos menores huérfanos, para llevar los restos, por vía aérea, a Cajamarca para darle sepultura.

Mendieta hizo un enérgico llamado para detener la violencia de género en el país, que en lo que va del año ha registrado 12 mujeres fallecidas por quemaduras.

El ministerio de la Mujer ha insistido en que el agresor tiene que recibir la máxima condena y que el cargo debe ser tipificado como feminicidio, por el que enfrentaría una cadena perpetua, pues Estela está siendo procesado actualmente por homicidio calificado en grado de tentativa, que sanciona con 15 años de prisión.

El hermano mayor del presunto agresor, identificado como Leonaldo Estela, permanece detenido por estar también implicado en el ataque.

El caso de Mendoza ha vuelto a conmocionar al país por su similitud con el de Eyvi Ágreda, de 22 años, quien murió a inicios de junio tras más de un mes hospitalizada por las graves quemaduras sufridas cuando su agresor, Carlos Javier Hualpa, le roció combustible y le prendió fuego en autobús de transporte público en Lima. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: