El español Pedro Sánchez iniciará el sábado una gira europea

- 21 de junio de 2018 - 06:50
EFE

Sánchez llegó al poder tras vencer en una moción de censura al líder conservador Mariano Rajoy, que tuvo un papel secundario en la escena europea.

El nuevo jefe de gobierno español, el socialista Pedro Sánchez, empezará el sábado 23 de junio una gira europea que lo llevará a París, Berlín y Lisboa, además de un encuentro con líderes europeos sobre migración, informó su oficina este jueves 21 de junio.

Sánchez se reunirá el sábado en París con el presidente francés Emmanuel Macron y el día después asistirá a un encuentro con diez líderes de la Unión Europea en Bruselas, convocada a última hora por el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, para tratar el divisivo tema de la migración, señaló en un comunicado.

En la capital francesa, Sánchez comerá en el Palacio del Eliseo y ofrecerá después su primera conferencia de prensa desde que asumió el cargo el 2 de junio.

La gira continuará el martes en Berlín con la canciller alemana Angela Markel y el 2 de julio se encontrará con el primer ministro portugués Antonio Costa en Lisboa después de un encuentro de líderes europeos en Bruselas el 28 y el 29 de junio.

Su conversación con Merkel llega en un momento de fuerte presión sobre la canciller en Alemania para que convenza a los otros líderes europeos para repartir el peso de la acogida de refugiados entre toda la Unión Europea y evitar la ruptura de su coalición de gobierno.

"Con esta intensa agenda europea, el presidente del gobierno, Pedro Sánchez, quiere transmitir a sus socios que España vuelve a tener en Europa un papel activo para construir una unión más fuerte y solidaria", afirmó el comunicado, añadiendo que "trabajará estrechamente con sus socios para liderar la búsqueda de respuestas" a problemáticas como la migración.

Mientras varios miembros de la UE adoptaron una dura posición contraria a los refugiados, Sánchez permitió a los 630 migrantes rescatados por el buque Aquarius en las costas de Libia atracar en España después de haber sido rechazados por Italia y Malta, asegurando que quería prevenir un "desastre humanitario".

Su ejecutivo también anunció la recuperación de la atención sanitaria pública a los extranjeros irregulares y querer retirar las cortinillas cortantes que coronan las vallas fronterizas de Ceuta y Melilla, que suelen causar heridas a los migrantes que tratan de acceder a estos enclaves españoles al norte de Marruecos. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: