Urbanizaciones en vía a la costa piden pasos peatonales, mejor iluminación y señalética

- 01 de diciembre de 2017 - 00:11
Representantes de las urbanizaciones se reunieron con diferentes autoridades para plantear sus inquietudes.
Lylibeth Coloma / El Telégrafo

Mejorar la señalética, instalar puentes peatonales y reducir el tiempo de reacción de la Policía Nacional, fueron algunos de los pedidos que efectuaron representantes de las urbanizaciones privadas ubicadas en la vía a la costa durante el Diálogo por la Seguridad Integral, realizado la noche del jueves en la urbanización Belo Horizonte, ubicada en el kilómetro 11.5 de la mencionada carretera.

El encuentro hizo parte del programa ‘La Gobernación en tu barrio’, que adelanta la autoridad provincial en diferentes sectores de Guayaquil. En la reunión estuvieron el gobernador José Francisco Cevallos, Maximiliano Delgado, director de Seguridad Ciudadana de la Gobernación del Guayas; el mayor Paúl Aguirre, de la Zona 8 de Policía; así como representantes de la Comisión de Tránsito del Ecuador (CTE), Autoridad de Tránsito Municipal (ATM), Agencia Nacional de Tránsito (ANT), ECU-911, entre otras autoridades, que tomaron nota de las inquietudes ciudadanas.

Según la Gobernación, en esta vía de 16 kilómetros existen 45 urbanizaciones que albergan a cerca de 150 mil personas. Y la población va en aumento porque se están construyendo nuevas ciudadelas. Los problemas del tránsito coparon gran parte de la agenda pues son muchas las preocupaciones que los moradores tienen sobre el tema.

Un pedido fue que se ubiquen semáforos o pasos peatonales y que se mejoren la iluminación y la señalética. El representante de la CTE indicó que se han detectado nueve puntos críticos en los cuales los vigilantes ni siquiera se alcanzan a divisar en las noches, con lo que se exponen a ser atropellados. Entre ellos, los de más riesgo están a la altura de la urbanización Belo Horizonte (kilómetro 11.5) y otro en Terranostra (kilómetro 13).

En 2016, de acuerdo con las cifras de la institución, hubo 136 accidentes en este tramo. En 2017, hasta octubre, van 107 percances, lo que equivale a una reducción de 24.26%. Fallecidos en 2016 hubo 10, mientras que en 2017 van cuatro fallecidos (incluido un tramo de la vía Perimetral), pero un solo caso en lo que es vía a la costa. En cuanto a heridos, fueron 140 en 2016 y 100 en 2017, para una disminución de 28.57%.

También se informó que hubo el retiro de algunos fotorradares de la ATM para ubicarlos en la vía Perimetral, pero ya se está programando su restitución.

Terminal informal causa malestar

Una inquietud de los moradores en la zona es que hay camiones que se estacionan en las cunetas a un lado de la carretera, creando peligro. Además, a la altura del puente de la vía Perimetral se forma una terminal provisional informal pues numerosas personas se ubican ahí para abordar los buses que se dirigen a la Costa. Esto genera gran congestión y hace que los transeúntes crucen corriendo la vía, exponiéndose a ser atropellados.

Al respecto, Roxana Vizueta, de la ANT, aseguró que esta problemática ya ha sido considerada por las autoridades de tránsito y que el viernes 1 de diciembre se realizará una reunión de la CTE, ANT y ATM para tratar el tema.

Según la funcionaria, se buscarán soluciones pues el problema es que los transportistas no están respetando las normas. “El punto de salida es el terminal terrestre de Guayaquil y no pueden hacer paradas hasta llegar al terminal terrestre de la Península. Hay que sancionar”.

Vizueta indicó que han recibido el pedido de que los buses que salen del terminal pasen también por la terminal provisional de Pascuales. Esta solicitud se encuentra en estudio.

Elsy Cely, de la urbanización Torres del Salado, en el kilómetro 11.5, pidió más señalética. “Esto es muy importante para evitar accidentes”. De igual forma, solicitó que en los carriles de servicio (para entrar a las ciudadelas), donde hay rompevelocidades, estos sean pintados con colores fosforescentes ya que actualmente no se divisan en la noche y pueden ocasionar accidentes. “De esta manera vamos contribuyendo a bajar los riesgos de accidentes de tránsito”.

Galo Plúas, de la urbanización Arcadia, ubicada en el kilómetro 14.5, recordó el incidente ocurrido durante las pasadas elecciones presidenciales, cuando un pequeño grupo de manifestantes cerró la carretera y generó un enorme congestionamiento. Según él, “esto evidenció que no existe una vía alterna o de descongestionamiento”. Por lo tanto, en su concepto, es urgente que se construyan alternativas viales.

“Tenemos un crecimiento del comercio, de las viviendas, y un futuro aeropuerto que está a la vuelta de la esquina. Esta vía, en un futuro, no será tan rápida como ahora sino que será tipo Juan Tanca Marengo, con harto tráfico”, señaló el ciudadano.

El abogado Gustavo Delgado, presidente del Comité de Puerto Azul, recordó que en la urbanización viven 2 mil familias, alrededor de 10 mil personas. “Instalamos un sistema de seguridad israelita y tenemos el promedio de carros que ingresan mensualmente por la puerta 3. En septiembre entraron 263 mil vehículos, en octubre fueron 268 mil”.

Un pedido adicional fue que se construya un carril de servicio en el sentido Guayaquil-Salinas, lo cual agilizaría el tráfico e inclusive permitirá reducir el tiempo de reacción de la Policía

Falta iluminación

En el tema de seguridad, Carlos Armanza, residente en la urbanización Valle Alto, dijo que ahí viven más de 2 mil personas y falta iluminación. Además, se han estado presentando asaltos a las personas que llegan de trabajar en la noche y que ingresan a pie pues no poseen carro. “Esto se da principalmente de 14:00 a 18:00 o de 20:00 a 23:00”.

Por ello, aunque reconoció que existe constante presencia policial, solicitó que se intensifiquen los patrullajes en esos horarios.

También, según fotos que mostraron los representantes de las urbanizaciones, hay muchos terrenos abandonados llenos de monte, que facilitan el cometimiento de actos delictivos.

El mayor de Policía Paúl Aguirre, del Distrito Ceibos, señaló que se han detectado falencias en algunas urbanizaciones, como cerramientos eléctricos que no funcionan. También se receptó la denuncia de que hay un delincuente que tiene asoladas a las ciudadelas pues salta los cerramientos, aunque la electricidad esté conectada. Por eso se pidió el apoyo policial para su detención.

La reunión terminó cerca de las 21:00. El gobernador Cevallos destacó el acercamiento con la comunidad. “Esperamos que sea el inicio de un trabajo conjunto para buscar soluciones a los problemas planteados. Hay la aspiración a la seguridad vial y la seguridad ciudadana”.

Álvaro Cruz, presidente de la urbanización Belo Horizonte, se mostró satisfecho con la reunión. Aseguró que “se cumplieron las expectativas, que eran un diálogo con las autoridades y encontrar soluciones. Creo que fue un buen comienzo. Este es un sector que está creciendo aceleradamente y por eso tenemos problemas de tránsito, de seguridad”.

Según él, la importancia de congregar a todas las autoridades es que en una sola reunión se receptaron todas sus inquietudes. “Ya por lo menos tenemos una agenda planificada para seguir trabajando con las autoridades”. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: